El Hospital Gregorio Marañón pierde en seis años un 20% de sus camas

Publicidad

En pleno verano del año pasado, un grupo de 749 médicos del Hospital Gregorio Marañón decidieron dar un paso al frente. Cientos de doctores y facultativos firmaban una carta dirigida a Cristina Cifuentes ante las “graves carencias” del centro público. Mientras, la Dirección decidía seguir cerrando decenas de camas.

La Memoria de los hospitales del SERMAS de 2017, recientemente publicada, deja un hecho prácticamente único en el Hospital Gregorio Marañón: nadie cerró tantas camas como este centro. En concreto, de 2016 a 2017, el complejo pasó de tener 1.525 camas a contar con 1.351. Se trata del hospital con mayor número de camas de la región.

A pesar de que el Gregorio Marañón redujo cerca de 600 ingresos hospitalarios (de 48.652 a 48.059), el centro tuvo en 2017 un número mayor de urgencias (de 250.249 a 251.479) y una cifra más alta de intervenciones programadas con hospitalización (de 12.474 a 12.718).

Al mismo tiempo, el hospital público sigue teniendo un amplio número de población a atender. Es más, de 2016 a 2017, ha pasado de poder atender a 316.090 ciudadanos a 318.818.Respecto a 2012 (primeros datos oficiales que aparecen), la cifra también ha aumentado pese a la reducción de camas cuando había que atender a 317.362 personas.

Sin embargo, las grandes diferencias se aprecian a la hora de compararlo con otros centros de gran dimensión. De los ocho gigantes que tiene la Comunidad de Madrid, tan solo dos redujeron su número de camas.

Así sucedió con el Hospital 12 de Octubre y con el Gregorio Marañón. Este primer centro cerró 12 camas; y en el segundo directamente ‘desaparecieron’ de un plumazo 174.

El Hospital La Princesa, de 2016 a 2017, mantuvo la cifra de camas (564); al igual que se vio en el Hospital Clínico San Carlos (860); en La Paz (1.254); en el Puerta de Hierro (613) y en la Fundación Jiménez Díaz (659). Tan solo, el Hospital Ramón y Cajal ganó 10 camas (contó con 901 unidades).

La pérdida de recursos en el Hospital Gregorio Marañón no solo se agrava comparándola con sus ‘colegas’ de región, sino a la hora de echar la vista atrás en ese mismo edificio. Y concretamente desde que la Consejería de Sanidad publica las memorias de los hospitales y aparece el número de camas que tenía el centro en 2011.

En este sentido, el hospital público ha pasado de tener 1.671 camas en 2011 a las 1.351 que contabilizó en 2017. De esta manera, ha perdido 320 unidades, lo que supone 19,1% del total de camas. Algo que se repite con el número de trabajadores: de 2011 a 2017 el Gregorio Marañón ha dejado de contar con 1.344 profesionales, es decir, ha reducido la plantilla en un 15,2%.

https://www.elboletin.com/noticia/170163/sanidad/el-hospital-gregorio-maranon-pierde-en-seis-anos-un-20-de-sus-camas.html

También podría gustarte

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More