El Gobierno justifica la prohibición de banderas nacionalistas gallegas en estadios porque pueden «provocar violencia»

Agencias

El Gobierno justifica que se hayan prohibido banderas nacionalistas gallegas en el partido de Liga que jugó el Deportivo en Valladolid a finales de la temporada pasada porque, «si bien es cierto que hay banderas o emblemas que no constituyen por sí mismos y de forma separada ningún tipo de infracción, cuando se trata de un espectáculo deportivo de masas donde convergen otras circunstancias –como rivalidad deportiva o regional–, su exposición puede provocar una reacción adversa y violenta por parte de otros sectores del público».

   De esta manera, explica, en una respuesta por escrito al BNG, que en esos casos, el coordinador de seguridad «puede ordenar que no se permita la introducción a los recintos deportivos de dichas banderas y/o emblemas», quedando normalmente en depósito en las consignas de los estadios y pudiendo –añade– ser retiradas a la finalización del evento deportivo por las personas que las portaban.

   La iniciativa del BNG surgió después de que a finales de la pasada temporada, en el partido que jugaban Valladolid y Deportivo, se les prohibiese la entrada al estadio a varios aficionados gallegos por llevar banderas nacionalistas.

   La diputada del BNG Rosana Pérez ha aludido en la iniciativa que, a la vista del acta policial, «parece claro que las fuerzas de seguridad del Estado tratan a los adeptos que acuden a los estadios con banderas nacionalistas como un problema de seguridad o de alteración del orden público».

   Esto, en cambio, ya lo sabemos, no genera ningún tipo de violencia, ni incita a la violencia, ni nada de eso:

caldeorrnrnr

Estadio Vicente Calderón, Madrid. Partido de ida de las Supercopa. 21-08-2013

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS