El arzobispo Cañizares, en el más puro estilo nacionalcatólico, afirma «El marxismo-comunismo renace y seguro que va a gobernar España»

Publicidad

El cardenal Cañizares no dará tregua al Gobierno: «El marxismo-comunismo renace y seguro que va a gobernar»

El arzobispo de València defiende a la monarquía y recrimina que no haya sido defendida como «pilar básico que aúna y sostiene el Estado de derecho»

Pese a ello, comienza su carta pastoral con una felicitación y asegurando que tendrá «un colaborador leal, sincero, independiente y libre, dispuesto a apoyar y ayudar»

El arzobispo de València, Antonio Cañizares, se muestra como uno de los grandes azotes desde la Iglesia al nuevo Gobierno de PSOE-Unidas Podemos y no desaprovecha ninguna carta pastoral semanal a los fieles para alimentar sus ataques. En la última carta, el cardenal Cañizares empieza con una aparente tregua y muestra de voluntad al afirmar que «no quiero ni debo omitir mi felicitación al Sr. Presidente electo y desearle todo lo mejor en su gestión como Presidente, para el bien de España», y de brindarle que «por mi parte tendrá en mí un colaborador leal, sincero, independiente, y libre, dispuesto a apoyar y ayudar». Pero hasta aquí las buenas palabras y empiezan las críticas.

Habla así el arzobispo del clima de «crispación» afirmando que «el espíritu de la transición se ha vaciado y olvidado; aquel espíritu de concordia y de convivencia que dio lugar a la ley básica de una España unida en la Constitución se ha roto». A renglón seguido el entronque de argumentos con la derecha y extrema derecha, un alegato de defensa de la monarquía que entiende ha sido atacada: «Un pilar básico que aúna y sostiene el Estado de derecho es la Monarquía y por parte de algunos ha sido incluso atacada y por parte de algunos otros no ha sido defendida de inmediato como se merece y se debería exigir en esa España de la concordia».

Y a partir de aquí palabras más gruesas para atacar al gobierno de coalición, describiendo a un Unidas Podemos que se comerá al PSOE en el ejecutivo: «El marxismo-comunismo, que parecía desterrado a partir de la caída del muro de Berlín, renace y seguro que va a gobernar España; la socialdemocracia se desfigura».

«Llegué a pensar que se estaba trasladando lo que está pasando en algunos países de América, por ejemplo Venezuela», asegura; y también muestra la nostalgia de la gran patria: «He percibido un intento de que España deje de ser España: los principios y valores que le han hecho ser lo que es, desde la época visigótica, portadora y realizadora de grandes empresas, como América, ya no están, ni cuentan y su unidad se pretende fragmentarla y romperla».

La diatriba política acaba con una arenga a los fieles: «A todos digo: ¡Animo! ¡Adelante! Peores momentos hemos vivido. Y salimos. Ahora también. ¡Seguro!».

 

Fuente: El diario.es

 

 

Publicidad

También podría gustarte

Publicidad

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More