Egipto: solidaridad con los y las que se manifiestan contra los generales

Una joven egipcia víctima de una “test de virginidad”, es decir de una casi violación por un militar el pasado marzo, ha conseguido finalmente que la justicia civil condene oficialmente esta forma de humillación.

Detenida en la plaza Tahir cuando se manifestaba contra el gobierno de los militares. Fue torturada- apaleada, sufrió tortura  con electricidad- por los militares que reprimían violentamente a los manifestantes, humillada por este pretendido test. Ella no es la única.

Su detención tuvo lugar un mes después de la caída de Mubarak en febrero, lo que dice mucho del régimen que ha sucedido al anterior. Desde febrero de 2011, 12.000 personas han pasado por la “justicia” militar por haber impugnado esta nueva dictadura. Sin contar los que han sido reprimidos sin pasar por los tribunales. El combate de los indignados  egipcios debe continuar.

Traducción de F.P.

Lutte-ouvrière

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS