Egipto: Huelga en la empresa portuaria Somid

La ciudad de Suez, “históricamente rebelde”, conoció el estallido de varias luchas desde principios de marzo de 2012, en las empresas Cleopatra Ceramics, Maridive, Suez fertilizantes y en empresas de instalaciones sanitarias. El llamado a la huelga general, lanzado por distintas fuerzas para el 11 de febrero 2012 -fecha aniversario de la caída de Hosni Moubarak- no tuvo un gran acatamiento entre los trabajadores. La fuerte campaña de los medios de comunicación y las amenazas del poder contra este llamado, constituyen una de las explicaciones del limitado apoyo a la huelga. Pero también es necesario tener en cuenta la falta de unidad y de articulación con los trabajadores por parte de las fuerzas militantes que hicieron la convocatoria.
Una de las características importantes de las numerosas huelgas en el último período, puede resumirse de este modo: los trabajadores obtienen un acuerdo a raíz de su lucha, pero las direcciones de las empresas no respetan el último convenio.
Las demanadas se refieren, generalmente, a la exigencia de obtener contratos de duración indeterminada (CDI) y aumentos de salario. Por ejemplo, los asalariados el Servicio de Correos egipcio que están en lucha, exigen una reestructuración del sistema de salario y la dimisión del Ministro de Telecomunicaciones. La corrupción de las direcciones, en el sector público o controlado por el ejército, se denuncia de manera muy sistemática por las movilizaciones de trabajadores.
En este contexto, cuando las promesas aparecen como ridículas y engañosas a los ojos de los trabajadores, el poder -ejército y policí- no duda en utilizar la fuerza, la represión y las detenciones para poner fin a una lucha. Por otra parte, a partir del mes de marzo de 2011, el Consejo Supremo de las Fuerzas Armadas (CSFA) había decretado una nueva ley anti-huelga.
La declaración de la Federación Egipcia de los Sindicatos Independientes -que publicamos a continuación- ilustra esta política represiva así como la necesidad de una solidaridad por parte del movimiento sindical a escala internacional; un movimiento que saludó -con más o menos convicción- el combate democrático y antidictatorial de la población egipcia a principios de 2011. (Redacción de La Breche)

 
Declaración de la Federación Egipcia de los Sindicatos Independientes
 
Trabajadores de la empresa de servicios portuarios Somid a Ain Sukhna (situada cerca de Suez al este de El Cairo), fueron arrestados y torturados por agentes de seguridad del puesto de policía de Attaqa, durante la huelga que había comenzado el miércoles pasado.
El 7 de marzo, se detuvo a cinco obreros: Mohamed Essam Syam, Mohamed Farouk Al Gindy, Abu Alyazeed Abdel A’ aty, Ahmed Mohamed Tal’ AT, Hassan Mohamed Al Qarmooty. Los trabajadores exigen ser empleados directos de la empresa Somid y no de los prestatarios e intermediarios, como es el caso hoy con Subsea a cuenta de Petroleum Services.
La opresión y el maltrato contra los trabajadores no permiten descartar las sospechas de corrupción; mientras que se arresta y se somete a los obreros al tribunal militar, varios directores de la compañía son padres y amigos del Consejo Supremo de las Fuerzas Armadas (CSFA) que gobierna Egipto. Ahmed Tantaoui, hermano del mariscal Hussein Tantaoui, fue director de los asuntos marítimos del puerto antes de su jubilación. En consecuencia, trabajó como asesor para la empresa portuaria Somid. Del mismo modo, se nombró a Mohamed Islam Khattab para la empresa como forma de recompensar a su padre Khattab Hindawy que financió el ataque contra los revolucionarios de la plaza Tahrir, el 2 de febrero de 2011. Una operación conocida bajo el nombre “de la batalla de los camellos”. Además Omar Seif Galal Eldin, el hijo del antiguo gobernador de Suez, trabaja en la empresa, así como un padre el general Sami Anan.
Dicho esto, los huelguistas se encuentran directamente enfrentados a la alianza entre los capitalistas y los miembros del anterior régimen, y también los del régimen actual.
La Federación Egipcia de los Sindicatos Independientes exige por la presente declaración, que el Parlamento egipcio asume sus responsabilidades por respeto a los que lo eligieron, con el fin de acelerar el proceso de liberación de los cinco trabajadores arrestados e iniciar acciones contra los que dieron las órdenes de torturar y aterrorizar a los huelguistas y contra todos los miembros de la comisaría que participaron en estos actos de tortura, así como de contemplar inmediatamente las demandas de los trabajadores.
Además, llamamos a todos los partidos políticos y los sindicatos del mundo entero a la solidaridad con los huelguistas de la empresa portuaria Somid y a dar prueba de su apoyo a todos los camaradas en lucha por los medios que entiendan convenientes.
Los mensajes de solidaridad pueden enviarse a las cuatro siguientes direcciones:
kheder_atef@yahoo.com
Traducción de Correspondencia de Prensa
NOTICIAS ANTICAPITALISTAS