Ecuador. La Hoguera

 

El pasado nunca deja de repetirse, 28 de enero de 1912. Los quiteños fueron testigos de actos de violencia generada este día.  Aquellos que nos infundieron  la idea del laicismo, los que con un sentido progresista trajeron al país una Revolución Liberal , en las cuales el hombre llega a ser libre;  pero en ese sentido por el miedo a la libertad, mataron a los Alfaro, Ulpiano Páez, Manuel Serrano y Luciano Corral.

“Temo mucho de que si esta situación se prolonga, tengamos una catástrofe  inevitable…”, estas eran las palabras que decía el Coronel Sierra.

La historia condena  la barbarie que la Iglesia cometió hacia los que realmente son el reflejo de un cambio sustancial para la Patria. Los que por amor a la Patria murieron.

Los que en ese trayecto fueron desmembrados y quemados, por los supuestos poderes del país de ese tiempo.

La lucha del pensamiento laico sigue vigente en cada uno de nosotros que somos el reflejo de la bondad y riqueza del país para mejorar a un país no se necesita un buen gobernador, porque el gobierno es del Pueblo. Alfaro no murió.

Luis Tacuri / Tomado de El Comercio

 

 

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS