Destrozado y saqueado el Cubículo Estudiantil de la Facultad de ingeniería.

Destrozado y saqueado el Cubículo Estudiantil de la Facultad de ingeniería.

Datos preliminares

Este viernes 14 de noviembre fue destrozado en su interior y saqueado el Cubículo Estudiantil de la Facultad de ingeniería.

Aparentemente por la noche, sujetos ingresaron al espacio de trabajo y destrozaron gran cantidad de material, puertas, vidrios e inmobiliario que a grandes esfuerzos nos hicimos los estudiantes que ocupamos el Cubículo.

Dejaron pintas y calcomanías alusivas a los tres principales partidos políticos que gobiernan el país y saquearon el material de trabajo y el acopio que se está llevando a cabo para llevar a Chiapas y que consta de libros para las bibliotecas comunitarias que impulsamos, equipo de cómputo reutilizado y distinto material médico, dental y de ingeniería.

La acción no pudo ser más llevada a cabo más que por una agrupación de corte “porril” con evidentes nexos con las autoridades universitarias, tanto del plantel como centrales, ya que pudieron ingresar por la noche al inmueble, saquear y retirarse tranquilamente.

Cabe resaltar que de este espacio, surgieron las denuncias que prevenían por los ataques porriles del 12 de septiembre de 2008 en Ciudad Universitaria, que dejaron varios lesionados; así mismo, es uno de los pocos espacios estudiantiles que ha tenido mucha actividad en los últimos años y el principal centro de operación del Grupo de Acción Revolucionaria.

Este cubículo, en primer lugar, no se transformó en espacio de comercio, como lamentablemente ocurrió con la mayoría de los espacios de este tipo en una gran cantidad de Facultades al interior de Ciudad Universitaria. Es el espacio donde se ha planeado e impulsado la Brigada Multidisciplinaria de Apoyo a las Comunidades de México, en sus 4 ediciones y que concentra a una buena cantidad de estudiantes de todas las áreas del conocimiento en apoyo directo a las comunidades marginales de México; además desde este espacio se han impulsado distintos foros de discusión y de trabajo, principalmente sobre la Reforma Petrolera, la Ley del ISSSTE, La Reforma Penal y los círculos de formación para estudiantes y trabajadores sobre estos temas.

También hemos sido y seguiremos siendo, los promotores de la campaña por el retorno a México de Andrea Lucía Morett, asilada en Nicaragua y por el castigo a los responsables de la masacre de nuestros cuatro compañeros en Sucumbíos, Ecuador, a manos de los esbirros del imperialismo estadounidense.

Cabe resaltar que es el mismo espacio donde hemos trabajamos los que de manera contundente y pacífica, irrumpimos en la cumbre de seguridad de finales de agosto de este año.

Actualmente es el espacio que concentra la lucha por el Comedor Estudiantil de la Facultad de Ingeniería en contraposición con los espacios privatizados al interior de la universidad como los “Cibarium” que operan en CCh-Vallejo y la Facultad de Ingeniería.

Cabe mencionar que es un espacio de convergencia y trabajo cultural en el que se impulsan talleres enfocados a la comunidad universitaria y al pueblo en general.

Es claro que no es un atentado contra un espacio “muerto”, carente de vida y trabajo estudiantil, político y cultural. Por nuestras actividades, resalta su importancia estratégica.

Es indignante que de manera recurrente este espacio y las agrupaciones que en él operan sean objeto de agresiones de tipo porril.

Hacia dos vertientes, que son la misma: los porros

Por un lado, es claro que tenemos el centro de atención por parte de las agrupaciones porriles, principalmente la Federación de Estudiantes del Sur, por las denuncias levantadas contra ellos en los medios electrónicos e impresos como los principales promotores de las agresiones del día 12 de septiembre de 2008, principalmente hacia Alfredo Margarito Benitez González, “el He Man”, dirigente de la FES y funcionario del Partido Socialdemócrata (PSD). Uno de los dirigentes de la FES, miembro de la “porra PI”, “el reaber” impunemente trabaja en una de las dependencias de la Facultad de Ingeniería, en la División de Ingeniería Civil. Este sujeto es quien provocó la incursión de estos grupos delictivos en la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM y que, por ende, es el responsable del alumno “picado” durante esta agresión.

También es de importancia señalar que un grupo pseudoanarquista, conocido en los tiempos de la huelga universitaria de ‘99-’00 como “el escuadrón de la muerte”, realizó amenazas personales contra miembros del espacio, concretamente contra miembros del Grupo de Acción Revolucionaria. Una agrupación que tras la máscara de “libertaria” fue clave en el desmantelamiento y robo de espacios estudiantiles. Cuando creíamos que esta agrupación había desaparecido gracias, incluso, al aislamiento que dentro de esa misma corriente del pensamiento han tenido, volvieron a aparecer hacer algunos meses amenazando con destrozar el inmueble. Entre las agrupaciones combativas estudiantiles, nos queda claro que son grupos de porros encubiertos.

Por cualquiera de las dos vertientes se trata de un acto porril, cobarde y que busca desactivar el importante trabajo que se hace en el espacio mencionado.

Llamamos a todas las agrupaciones universitarias, sociales y combativas a rechazar públicamente esta nueva agresión contra las agrupaciones combativas que en ahí operan. A aislar y señalar al porrismo y a todos los que realizan actividades gangsteriles de este tipo, encubiertos o no.

¡No más agresiones en la Facultad de Ingeniería!

¡Expulsemos a los porros de la UNAM, Ya!

¡Luchar, Vencer!

Grupo de Acción Revolucionaria

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS