De ironías y sarcasmos (Teatrillo)

Esto fue que, a consecuencia del mensaje que Enrique envío a Javier, en el cual se incorporaba el texto ya publicado ( http://www.kaosenlared.net/component/k2/item/23257-fw-difusión-¿eurócratas-de-izquierda?‏-el-timo-de-la-estampita.html), éste dio en contestarle con el texto del artículo colectivo, “La izquierda existe”, elaborado, en conjunto, por la Comisión Promotora de Construyendo LA IZQUIERDA , se reinició el debate, en cuanto los dos amigos se volvieron a encontrar en la plaza de Plasencia. Y así es como os lo represento.

Por supuesto, los DRAMATIS PERSONAE se limitan a los dichos: JAVIER; más joven, alto y fornido, comparado con ENRIQUE; más bien escuálido, como también más viejo y bajo que aquel.

 

Escena: ÚNICA

(Al levantarse el telón, los personajes aparecen en escena, frente a frente, en el medio de la plaza. Desde el fondo, y en aumento, se oyé “La Internacional”, durante casi un minuto, y al compás de los sonidos, ambos agitan las manos, mimetizando la discusión que, al parecer, mantienen de tiempo atrás. Se hace el silencio al fondo y, ronca y resquebrajada, surge la primera voz de los personajes, mientras que cesan el mimo  mantenido con las manos.)

ENRIQUE (remarcando con matices socarrones las palabras, que desea atribuir  a su amigo, como autor conjunto del texto de referencia, del que hablan): En referencia al sentido del texto que me enviaste en tu mensaje, te diré, Javier, una vez más, lo que pienso. Aunque lo justo sería que no sólo quedase en ti y os alcanzase a todos los partidarios de un socialismo más noble. Pues, si es verdad que deseáis estar con «los de abajo«, comenzad por poneros a su servicio y no a pedir que se unan a vuestro combate por un capitalismo más humano o más «justo», volviendo al del Estado de Bienestar, tal y cual pretendéis idealizar, cuando tal estado ha sido precisamente la trampa capitalista en la que cayeron las autodenominadas clases medias europeas occidentales y sus partidos socialdemocratas, para llegar, al fin, al neoliberamismo, tan deseado (la libertad absoluta de los mercados) que ahora tan conscientemente parecen repudiar los desheredados del mismo. ¿No sería más conveniente la unidad proletaria, de los que siempre han sido proletariado con quienes desesperadamente se ven abocados a serlo de nuevo? O sea, el grito de Marx: «¡Proletarios del mundo unios!» ¿O es que el Manifiesto Comunista ha sido, también para vosotros, un cuento como lo fue para esa supuesta izquierda de ayer que ahora tanto denostáis? Decid lo que pensáis, realmente, de una puta vez, o dejaos de chorradas, que hay mucha gente quemada y harta de oír a intelectuales, escritores y artistas, sean del teatro del cine o del espectáculo, declararse los servidores del pueblo antes de que les pagase el amo. El movimiento se demuestra andando. Tal vez, si es que pudiese creer, creería en vuestras palabras, si os viese realmente a su servicio (de «los de abajo«), pero es que el uso de este calificativo, y no del más apropiado, en sí mismo, ya me espanta, al leer vuestra llamada (declamando):Llamamos a que todas las propuestas tendentes a buscar la unidad de los de abajo, de las clases populares y recuperar la democracia y la primacía de la política frente al economicismo liberal y socio-liberal, el conservadurismo y la derecha política y económica.”

JAVIER: (Dolido, evidentemente, mas sin llegar al sarcasmo, sino que, tímidamente, intentando transmitir su ironía hacia el público) Está bien, amigo Enrique, pero te diré, a cambio, que al servicio de los de abajo lo hemos estado siempre, así lo determina nuestro programa político y electoral recogido en el libro «El Desafío Democrático». Si alguien sigue sin enterarse de que esto es así que vuelva a leer el texto reseñado.

En ese texto, como en todos los artículos que han sido publicados tanto en la web de Convergencia por Extremadura, así como en la de Construyendo LA IZQUIERDA, nadie pretende un «capitalismo más humano». Reto a cualquiera (y aquí se dirige al público) a que localice una referencia como esta que señala Enrique en las web referenciadas. Es más, en esas páginas web se condena sin complejos al sistema capitalista y se lo señala como el causante de la situación que estamos padeciendo.

Y el llamamiento a la unidad de «los proletarios» siempre se ha estado haciendo, incluso ahora que ya ni prole tienen los desposeídos y desposeídas, pues la tasa de natalidad en nuestro país está casi en el 0,0%

Enrique, ya sabes lo que te digo, no hay más ciego que aquél que no quiere ver. La crítica, incluso la filosófica, está muy bien amigo Enrique; puede resultar un gran entretenimiento del tiempo, pero el momento demanda otras cosas, como diría Marx: «Los filósofos no han hecho más que interpretar de diversos modos el mundo, pero de lo que se trata es de transformarlo».

ENRIQUE: Pues bien, Javier. Puesto que así lo quieres, haré las puntualizaciones a pie de obra. (Y al público):Mi nueva modalidad, puesto que a Javier nada le llega ni basta, si no va puntualmente contrastado. Y siento que, para los demás, los mensajes de cex_comunicacion no lleguen tan en detalle, en sus rasgos, como cuando se fabrican, poco antes de ser mandados.
RE: Hola, pues, si así te empeñas, Javier.

(Y, seguidamente, se pone a representarse a sí mismo y a Javier en escena, ora declamando al público, párrafo a párrafo, lo antes dicho por Javier u ora para sí mismo, remarcando, en continuidad, con sorna ,los párrafos y las palabras del texto del artículo de referencia, aludido en un principio)

DICES: “Al servicio de los de abajo lo hemos estado siempre, así lo determina nuestro programa político y electoral recogido en el libro «El Desafío Democrático». Si alguien sigue sin enterarse de que esto es así que vuelva a leer el texto reseñado.”

RE: pues precisamente en eso está lo sarcástico: Hay que mirar desde arriba para poder considerar que otros son los de abajo.

DICES: “En ese texto, como en todos los artículos que han sido publicados tanto en la web de Convergencia por Extremadura, así como en la de Construyendo LA IZQUIERDA, nadie pretende un «capitalismo más humano». Reto a cualquiera a que localice una referencia como esta que señala Enrique en las web referenciadas. Es más, en esas páginas web se condena sin complejos al sistema capitalista y se lo señala como el causante de la situación que estamos padeciendo.

RE: ¿Localizar? Lo hará Enrique, más sin salirse del texto de referencia, por ahorrar trabajos al compañero:

 Llamamos a que todas las propuestas tendentes a buscar la unidad de los de abajo, de las clases populares y recuperar la democracia y la primacía dela política frente al economicismo liberal y socio-liberal, el conservadurismo y la derecha política y económica.

¿De qué democracia y primacía política se habla, si no de la que os ha proporcionado, sobre todo a la pequeña burguesía o aspirantes a ella, el ESTADO DE BIENESTAR CAPITALISTA. ¿O no era esto lo mismo?:

Aquellos partidos obreros y socialdemócratas del centro-norte de Europa y los comunistas italianos y franceses, que articularon un pueblo de izquierdas digno y orgulloso de serlo, no pueden, no podemos consentir ahora el triunfo de la cultura neoliberal y que este triunfo se materialice renunciando a las ideas que consiguieron grandes avances sociales.

O esto otro que viene a aclararlo más:

Pero la izquierda, que gracias a las luchas y sacrificios del movimiento obrero, consiguió una mejora innegable de las condiciones de vida de las personas. La independencia nacional y social de muchos pueblos del mundo y el estado democrático y social. La izquierda y el movimiento obrero que mediante revoluciones triunfantes, fracasos, alianzas y luchas desde los centros de trabajo y los gobiernos, logró en Europa en los años cincuenta, sesenta y setenta del siglo pasado, sanidad, educación, prestaciones, transportes y medios públicos universales, no puede ahora permanecer impasible ante tanta destrucción de lo conseguido.

Aunque ya veo, que, por si erramos, nos evitáis el trabajo indicando con una mayor precisión lo que de verdad os duele:

Desde los años ochenta del siglo XX, los conservadores, así como otras familias derechistas y las grandes empresas multinacionales de producción y servicios, están imponiendo una dominación económica y cultural tendente a eliminar el estado del bienestar.

¿Pero, y de coños de las izquierdas habláis, si no, cuando os reafirmáis así?:

Nosotras y nosotros desde Construyendo LA IZQUIERDA, que no renunciamos a la igualdad y a la democracia económica, entendiendo que no hay democracia sin justicia y sin reparto, creemos que las izquierdas, debemos abrirnos, expandirnos, fundarnos e ir a la construcción de un Frente Amplio Antineoliberal, una “SYRIZA en el Estado Español” que haga confluir en una fuerza electoral, renovada y potente, participativa, asamblearia e igualitaria, la alianza de las fuerzas políticas, socialistas, ecosocialistas, nacionalistas de izquierdas, comunistas y de clase, pero también democráticas y cívicas en una UNIÓN, que permita enfrentarnos con éxito a la estafa neoliberal llamada crisis, que es su negocio, su excusa para enriquecerse aún más y de paso acabar con nuestros derechos. En suma convertirnos en mano de obra barata, precaria y semi-esclava.

En fin, que cualquier parte valdría, porque el todo es un poema completo antineoliberalista, el verdadero canalla, causante de vuestros males. De aquí tu último sarcasmo, que no llamaré ironía, porque tú mismo confirmas que así lo has interpretado siempre (eso de «los proletarios»). Se te nota cuando…

DICES: “Y el llamamiento a la unidad de «los proletarios» siempre se ha estado haciendo, incluso ahora que ya ni prole tienen los desposeídos y desposeídas, pues la tasa de natalidad en nuestro país está casi en el 0,0%”

Pero que nada quede sin RE, porque, por último…

DICES:”Enrique, ya sabes lo que te digo, no hay más ciego que aquél que no quiere ver. La crítica, incluso la filosófica, está muy bien amigo Enrique; puede resultar un gran entretenimiento del tiempo, pero el momento demanda otras cosas, como diría Marx: «Los filósofos no han hecho más que interpretar de diversos modos el mundo, pero de lo que se trata es de transformarlo».

LA REOSTIA: También tú sabes lo que siempre te he contestado a ese cuento de los ciegos: La tragedia no está en los ciegos, sino en quienes se creen que ven. Y en cuanto a los filósofos: prefiero seguir pensando a esforzarme en contemplar siempre los mismos desastres, ejecutados por ingenieros bisoños, que, sólo porque tienen títulos, se piensan sus saberes no fallan.

Y aunque lo tuyo acabase, como siempre, en abrazotes, sin embargo, por mi parte, no te daré un abrazo, sino que te participo:

Que lo mejor es que haya ganado España: ¡Enhorabuena! (Porque también he visto el partido entero. Lo mismo que el Principito, aunque no tan a lo vivo y en pequeño, por supuesto. Pero bueno… En algo somos iguales: Los dos vimos el partido. Si tú lo viste, también, entonces, seremos tres. Y, si más, vamos sumando, o construyendo la izquierda. Como mejor nos parezca.)

JAVIER (Como pasando de los abrazos y despedidas triunfales, pero queriendo volver al tema, como se ve, aún replica): Pues tan experto e inmaculado orador debería aportar su conocimiento y ofrecer un discurso que fuera suscribible y no objetable.

No obstante, con tanta floritura y con tanto enredar con el lenguaje, nos puede ocurrir lo que decía aquél, que la revolución nos pille reunidos. Un abrazote, pues (le da un abrazo). Y ya sabes, cuando decidas dejar de deshojar la margarita aquí nos tienes. (Y muestra intención de salir, por un lateral)

ENRIQUE: (Esforzándose por reclamar una última atención) Pero… Javier, has sido tú quien me ha pedido las pruebas de vuestra adoración cerrada por la resurrección del rostro humano del sistema capitalista dominante. Y lo hice. No me he inventado nada, sino que me he limitado a recopilar y repetir las oraciones más significativas de vuestro último texto sagrado, que por cierto, por él pueden comprobarse las correspondencias como si fuesen copiadas y pegadas y   que aquí, en el guión  aparecen resaltadas en cursiva y en negrita, para que destaquen más, no para que tú trates de confundir a tu público, no reconociendo como tuyo aquello que prefieres despreciar llamándolo «florituras».

Y en cuanto a Margarita, te diré que no sólo me la he deshojado, por mí mismo, hace tiempo en soledad, sino que yace, casi marchita, en un lugar olvidado. No pienso, ni quiero, ni siento deseo ni necesidad alguna por volver a deshojarla. (Pero JAVIER ya ha salido, por su lateral y ENRIQUE, que lo ha visto, se vuelve al PÚBLICO).

ENRIQUE: En fin, que, sé muy bien que no podré complacerle en casi nada. Tampoco en proporcionarle conocimiento alguno en un texto inmaculado. No obstante le anunciaré un mensaje, el cual ya ha llegado a mí misteriosamente, como venido del Cielo o traído por un ángel. (Y gritando, volviéndose hacia el lateral por donde salió el otro). ¡Te lo adjuntaré, Javier! Y, ahora mismo y desde aquí, te aconsejo que lo leas, porque no creo que vayas a confundirlo con el Espíritu Santo. (Parece darse cuenta de que Javier ya no le escucha y, en voz más calmada, vuelve a dirigirse al PUBLICO)… Pero podrá difundirlo a todos sus parroquianos, siempre y cuando, no le espante, después de haberlo leído, claro está, su creencia en los demonios por la acción pecaminosa que  sugiero. (Sale también, por el lateral contrario, y cae el

 

TELÓN)
 

NOTA DEL DIRECTOR (Que sale desde detrás del telón, apenas éste se baja, y se dirige al PUBLICO). Por no enmendar lo ya escrito, os participo que lo anunciado cómo adjunto quedará por adjuntar, de momento. Pues no se ha consultado todavía si se puede difundir alegremente. Ya sabéis, cosas de la disciplina y la prudencia sorpresiva. En cuanto den la respuesta, se obrará en consecuencia. (Y sale, pero vuelve, repentino, apenas al cabo de dos segundos) ¡Por favor, Señores y Señoronas míos/mías, ya tenemos la respuesta! Y nos dicen que podemos difundirlo, sin embargo, bajo la recomendación de que no de una manera masiva ni a quien no le sirva de nada. Aunque se entiende que sí a quienes pueda serles útil bien para reflexionar, simplemente, o bien para que sea utilizado como objeto de debate con otros. Pues, en fin, como quiera que consideramos a todos y todas interesados, he aquí la dirección, E-mail, a la cual puede pedirse: pcpextremadura@gmail.com»>pcpextremadura@gmail.com. Y el nombre del documento de marras del que hablamos, para saber qué pedir, es ni más ni menos que: “Ponencia sobre “LA ESTRATEGIA REVOLUCIONARIA EN ESPAÑA”

Y ahora sí: Se ha cerrado el teatrillo

 

 

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS