[De a poco van cayendo los muros] Se inician las obras para demontar las mamparas que separan a internos y visitantes en el CIE de Zona Franca

DESMONTANDO EL CIE DE LA ZONA FRANCA.
 
Se inician las obras para demontar las mamparas que separan a internos y visitantes en el CIE de Zona Franca.
 
El 15 de enero de 2014 los jueces de control del CIE de la Zona Franca dictaban una interlocutoria, en la que se disponía entre otras medidas, que las visitas a los internos del CIE se tenían que realizar en un espacio sin mamparas, rejas u otros obstáculos que impidieran el contacto entre estos y sus visitantes. Han tenido que pasar 10 meses y medio para que se inicien las obras correspondientes para eliminar estas mamparas que separan a las personas internas de los familiares o amigos que les vistan.
 
La existencia de mamparas y rejas que impiden el contacto entre internos y sus visitantes es una medida que limita gravemente su intimidad y atenta contra la dignidad personal de las personas internas. Como argumentaba la propia Interlocutoria de los Juzgados de Control “privar a los internos de contacto físico incluso de una carícia o un abrazo de sus familiares o amigos es poco humanitario y absolutamente evitable por parte del Estado”.
 
En los últimos meses hemos tenido que insistir en diversas ocasiones – a través de Quejas en los Juzgados y denúncias públicas – al comprobar la pasividad de la Dirección del CIE en aplicar estas disposiciones que, al ser dictadas por un órgano judicial, son de obligado cumplimiento. En este sentido, además del desmontaje de las mamparas en la sala de visitas, la interlocutoria también preveía otras medidas que siguen pendientes como la instalación de un WC a cada una de las celdas.
 
Desde Tanquem els CIEs valoramos positivamente la eliminación de estas mamparas en la medida que tiene que servir para garantizar la intimidad entre internos y familiares durante el tiempo de visitas. En este sentido, entendemos que es una victoria de las organizaciones de defensa de los derechos humanos, arrancada a una Dirección del CIE y un Ministerio del Interior al que parece que no le preocupan los derechos de las personas internas de estos centros. El fin de las mamparas en el CIE no habría estado posible sin la lucha, el esfuerzo y la persistencia de las organizaciones de derechos humanos que constantemente denuncian y visibilizan las vulneraciones de derechos que allí se producen.
 
Por otro lado, creemos que se trata de un importante precedente que ha de extenderse al resto de CIEs del Estado, donde las visitas entre internos y familiares también se ven obstaculizadas por objetos que impiden el contacto físico.

Aun así, advertimos que medidas como estas son insuficientes pues no atacan al problema de fondo: la ilegitimidad de unos centros donde se priva de libertad a personas por su situación administrativa. Unos centros que son intolerables en una sociedad comprometida con el respeto a los derechos humanos. Por esto, la eliminación de las mamparas en el CIE de la Zona Franca ha de ser un primer paso en la lucha por el desmontaje de los Centros de Internamiento de Extranjeros, así como del resto de políticas que criminalizan a la población inmigrada y suponen un trato discriminatorio y racista.

http://tanquemelscies.blogspot.com.es/2014/11/desmuntant-el-cie-de-la-zona-franca.html?m=1

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS