David y Goliat.

LA ABUELA con sabiduría corta las patatas por los futuros brotes, con paciencia…con tiempo y sin prisas…mientras su hija coloca las patatas en un cubo para que el nieto de la abuela, las vaya repartiendo por el surco…tras el, va el padre del niño de 15 años, tapando las patatas echando tierra de los surcos…con esta organización la sabiduría campesina pasa de generación a generación conservando el saber de como cultivar patatas con nuestras manos.

Lejos queda el gran tractor que hace los surcos, la gran maquina que expande las patatas y otro gran tractor que las tapa con tierra…todo un conjunto industrial agricola de los latifundios, unas siembras muy alejadas del sabio quehacer del sencillo campesino que mientras siembra canta, habla y recita poesías de Miguel Hernández y Antonio Machado…la agricultura de los sencillos campesinos no pasa por alto al mirlo que se alimenta de los insectos de la huerta, ni del canto del jilguero sino que oye el murmullo de las aguas pacificas y transparentes que discurren por el tranquilo arroyo. No pasan 25 días y empezaran a brotar las patatas de la tierra en busca del amor del sol.

Quizás me pregunto yo, si el consumidor que compra…sabe que la patata producida por el campesino tiene otro amor a la tierra, que la quiere y la mantiene fértil, cuidando del medio ambiente, en comparación con la patata producida por el latifundio lo que prima es la producción y no el amor a la tierra madre…solo producción, solo capitalismo…agrícola pero CAPITALISMO.

Nos gustaría desde este articulo recomendar al consumidor sensible, culto y sabio que antes de comprar un producto alimenticio pregunte quien lo produce, como lo produce, quien lo consume…la respuesta puede ser que lo produzca un terrateniente, que cobre grandes sumas de euros por la Política Agraria Comunitaria, el como lo produce sera con grandes maquinarías que destruyen el empleo para campesinos que antes vivían de la tierra y por último veremos que quien lo consume es el obrero que menos recursos económicos tiene, alimentándose de patatas, cultivadas con abonos químicos, herbicidas y pesticidas, todos venenos para la madre tierra y para las patatas que absorben a estos.

Me embrutece el dolor que siento cuando dos obreros decir que baratas estan las patatas en el CORTE INGLES O CARREFURT… curiosamente los envenenados son los nuestros la clase obrera que con pocos recursos económicos tratando de ahorrar para llegar a final de mes con un miserable sueldo y un empleo precario compran engordando al patrón que explota la mano de obra…

dolor y mas dolor, explotación agrícola y veneno para sencillos consumidores…la otra cara de la moneda nos muestra a unas sencillas familias campesinas que con amor a la madre tierra cuidan del medio ambiente y canaliza a través de de grupos de consumidores responsables una venta más justa que beneficia al campesino y al consumidor que valora el esfuerzo de la familia campesina por encima de las multinacionales.

Consumidor organízate colectiviza tu compra, dialoga con los campesinos y además aliméntate mas sano…estarás haciendo justicia.

U hablando de justicia…miremos a PALESTINA Y ISRAEL… David contra goliat un país Rico, con multinacionales en estados unidos, armados con las últimas tecnologías asesinan sin freno a niños, mujeres, ancianos y hombres libres que pierden su tierra fértil a base de bombas…os invitamos a gritar contra israel y a favor de PALESTINA, unámonos para que el terrorismo de estado que ningun pais manda ejercitos para parar la masacre, no son capaces de mandar tropas para detener a unos asesinos, quizas palestina no tiene petroleo en abundancia como irak…pero tiene tierra…tierra madre…y le roban la libertad.

Desde un rincon de la extremadura rural una sencilla familia campesina


NOTICIAS ANTICAPITALISTAS