Contra la oleada anticomunista, Resistencia Activa

Desde todas las organizaciones firmantes queremos expresar nuestra preocupación y repulsa ante la oleada anticomunista que estamos viviendo…

Desde todas las organizaciones firmantes queremos expresar nuestra preocupación y repulsa ante la oleada anticomunista que estamos viviendo en todos los ámbitos, destacando de la misma los siguientes casos:

– La criminalización que se está intentando llevar a cabo desde los movimientos sociales en Madrid, con la realización de actos anticomunistas, resoluciones, comunicados contra la revolución cubana……., tildando de autoritario todo lo que suene a comunista. Bajo este pretexto lo único que consiguen es hacer el juego al sistema, siendo así parte del mismo, por muy anticapitalistas que se auto consideren.

Ante estos ataques, unidad de acción de los comunistas y firmeza, tanto ideológica, como de respuesta.

– Importante destacar también el papel de los medios de comunicación, los cuales criminalizan constantemente el comunismo, centrándose especialmente en desestabilizar a Cuba, y en borrar la memoria histórica de lucha de este estado.

– Tampoco debemos menospreciar la influencia de los partidos del sistema en La Real Academia de la Lengua y su nueva definición, totalmente reaccionaria del vocablo comunismo. Hecho que sirve para infundir en las próximas generaciones el anticomunismo desde el propio diccionario de la lengua castellana, asemejando el significado de tal palabra a los conceptos de totalitarismo y autoritarismo.

– La criminalización y persecución en los antiguos países del bloque del este de las ideas comunistas, con ejemplos tan fehacientes como la ilegalización de la KSM, la impunidad de los asesinatos fascistas y racistas en Rusia, así como la facilidad con la que las marchas facciosas paramilitares se reproducen en países como Hungría y Rumanía.

– La persecución del comunismo por parte de la Unión Europea, cuyo culmen fue la aprobación en el parlamento europeo de la ya oficial, criminalización de la experiencia comunista. Y qué decir de la colaboración con Estados Unidos en la persistente desestabilización de Cuba y otros países clave en la lucha anti-imperialista.

– La situación en Latinoamérica:

• Los intentos de desestabilizar la Cuba socialista son una constante en el tiempo, así como las injerencias internas por parte de Estados Unidos y de sus disidentes a sueldo; reclutados entre delincuentes comunes como era el caso del famoso Orlando Zapata. Por todos es visible el claro linchamiento mediático existente contra el pueblo cubano y por ende, el adoctrinamiento masivo contra el estado socialista.

• El apoyo firme de Estados Unidos en Colombia, cuyo objetivo es fomentar junto al gobierno de Uribe, el ejército reaccionario colombiano y los paramilitares; el asesinato de sindicalistas y militantes revolucionarios, con el fin último de acabar con la insurgencia del pueblo que se resiste a ser una colonia yankee.

• Añadir a este último ejemplo toda la larga lista de injerencias estadounidenses en Bolivia, Venezuela, El Salvador, Nicaragua…y un triste largo etcétera.

– Otro aspecto a tener en cuenta es el posmodernismo ideológico que infecta desgraciadamente los movimientos sociales en Madrid y en el resto del estado. Negar la existencia de las clases sociales y de la dialéctica, no es más que recrear el mismo juego que hacen los fascistas y legitimar el juego del estado, contribuyendo así a la defensa del sistema imperante. Ellos son la nueva “vanguardia” del anticomunismo moderno, toda una maraña de anticomunistas marchan a la zaga de estos posmodernos, que se visten de poses revolucionarias para ser en realidad los más reaccionarios.

– Por último reseñar la hipocresía de aquellos que reclaman libertad para los supuestos presos políticos en los países socialistas, pero que callan cuando se habla de los presxs políticxs del estado español; teniendo ejemplos tan notorios como el encarcelamiento de cientos de militantes abertzales o el juicio farsa que se está llevando a cabo contra el Secretario General del PCE (r), “Camarada Arenas”.

– Ante todo esto, manifestamos que las ideas comunistas están más vigentes que nunca, porque evolucionan dialécticamente con el tiempo, adaptándose a las circunstancias. El marxismo no es algo estático y fijo, anticuado y sin valor como afirman los posmodernos, sino que es la ideología de la clase obrera, con la única con que logrará su emancipación.

Para analizar la situación política de un estado socialista no partimos de premisas burguesas de democracia, partimos de las nociones de clase del marxismo. Un estado no es más que la herramienta de opresión de una clase sobre otra y mientras exista estado existirá represión. La diferencia es quien recibe dicha represión y quien pasa a ser la clase dominante, si el proletariado como lo es en Cuba (inmensa mayoría del pueblo Cubano) o la burguesía como lo es en las democracias representativas, como en Colombia (donde gobiernan las élites económicas).

Defendemos y defenderemos las experiencias socialistas y movimientos revolucionarios de los ataques, vengan de donde vengan. Para defender nuestro futuro, debemos conocer y defender nuestro heroico pasado de lucha.

Nos sentimos orgullosxs de ser comunistas y de nuestra historia, y aportaremos lo mejor de nosotrxs en la lucha por el cambio de esta sociedad.

Organizaciones firmantes:

Reconstrucción Comunista (RC) – Colectivo Social Iskra – RASH Madrid – Unión Proletaria (UP) – Vallekas Barrio Rebelde

**Para firmar el comunicado escribir a: contra.anticom@gmail.com

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS