Condenado Wizink Bank a devolver a un cliente de Valladolid más de 8.000 por usura

Publicidad

El Juzgado de Primera Instancia 9 de Valladolid, ha dictado una sentencia por la que anula la tarjeta de crédito contratada por un vecino de Valladolid, en el año 2001, obligando a la entidad financiera condenada (Wizink Bank), a reembolsar al demandante todos los intereses y comisiones cobrados en virtud de dicho préstamo desde que se suscribió.

La Sentencia del Juzgado de Valladolid ordena en su fallo devolver al cliente todos los intereses y comisiones cobrados al cliente desde que suscribió la tarjeta con Citybank (ahora Wizink), en el año 2001, más de 8.000€, ya que considera que cobrar un interés remuneratorio por encima del 20% TAE, es usura, y en este caso era del 24,6% TAE.

Esta sentencia, que aún puede ser recurrida en apelación por la entidad financiera, es pionera en Valladolid, y es una de las escasas las sentencias que se han pronunciado ya sobre la cuestión en el resto de España.

Según se indica en la sentencia, “en el presente caso, consta en el condicionado o reglamento de la tarjeta, en el reverso del contrato, que el interés del 22,2 % y TAE ( coste real del crédito) del 24,6 %, y considero a tenor del documento aportado no es accesible no sólo por el tamaño y formato de la letra, sin destacar en mayúscula o negrita o párrafo aparte, incluido su ubicación en el contrato (condicionado general y no en las condiciones particulares o cara principal del contrato, donde firma el demandante con lo que para el consumidor, es difícil saber qué tipo de interés remuneratorio se ha pactado a la vista de la falta de claridad en la redacción del documento, lo que determina que no exista un pacto, claro y transparente del tipo de interés remuneratorio pactado en el crédito, como sería deseable para la comprensión de las condiciones pactadas”.

Además, en su fallo el juez considera “manifiestamente desproporcionado” el interés supuestamente “pactado” con el cliente: “El citado interés supera más del doble el interés medio ordinario en las operaciones de crédito al consumo, siendo notablemente superior”.

Según el abogado que ha llevado el caso, Israel Álvarez Calzada «no es infrecuente ver tarjetas de crédito que cobran unos intereses remuneratorios superiores al 20% TAE, hecho que abre la puerta a utilizar las acciones que ofrece al prestatario la Ley Azcárate, una ley de represión de la usura promulgada en 1908″.

Condenada la financiera Wizink Bank a devolver a un cliente de Valladolid más de 8.000 por usura

También podría gustarte

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More