Cómo la extrema derecha italiana se ha apropiado de Defend, una marca de ropa de ‘izquierdas’

La tarde del pasado 24 de febrero durante la transmisión del programa de televisión»De vuestra parte» conducido por Paolo Del Debbio, se abordó el tema de la seguridad. La cuestión tratada fue la siguiente: «Si el ladrón nos asalta, ¿debemos disparar?»

La primera conexión se establece en Parma, dentro del negocio Spazio Verde, que ha sido objeto de cuatro robos en solo tres años. El propietario Roberto Zanella, rodeado de amigos y de sus partidarios, asegura que es una situación insostenible.

«He pasado más de una noche aquí, durmiendo en la cama plegable. Estoy considerando abrir otro negocio. Claro que no es tan fácil reinventarse a los 58. No lo sé. Igual se lo pido a los políticos».

Lo que más llama la atención son las camisetas negras de Zanella y del tipo que tiene al lado donde se puede leer la inscripción «Defend Parma» (Defiende Parma) bordada junto a un estilizado Kalashnikov. La cosa no escapa a la prensa local y a los que vieron el programa en directo.

Luigi Alfieri, fundador del comité contra la degradación de Parma, conocido como «Parma no tiene miedo», escribió en su perfil de Facebook que «en esa conexión en directo había alrededor de diez personas con ametralladoras bordadas sobre sus camisetas negras.[…] Con gente así yo no me mezclo. No es mi ambiente».

Imagen de la emisión Dalla vostra parte.

En realidad, la camiseta no oculta ninguna intención bélica. Ha sido diseñada por algunos amigos de Roberto Zanella. Su idea no era otra que recaudar fondos para ayudarle. Y se ha acudido a una imagen ciertamente contundente (la de un Kalashnikov). Claro que el significado no es otro que luchar contra las armas.

La referencia, como reconoce el diseñador de las camisetas, es muy clara; emular a la marca de moda «Defend París», una creación que sacaron adelante tres franceses en 2013. Estos, a su vez, se habían inspirado en la marca Defend Brooklyn. Desde entonces la marca ha tenido una evolución de lo más singular.

Su atractivo, explica un documento que trata de reconstruir la historia de la marca en cuestión, deriva del hecho de que «Defend París» se presenta como algo «que defiende una causa» a través de la «acumulación de una serie de contradicciones»: «ser agresivo, pero dedicarse a la beneficencia; ser violentos para ayudar a los demás; disparar con un Kalashnikov mientras, de fondo, suena Chopin».

En un principio no se pretendía comercializar las camisetas. Sin embargo, la marca ha despertado mucha curiosidad y ha triunfado en las redes sociales. Uno de los tres creadores de Defend París regaló ropa a Brahim Zabat, quien por aquel entonces era novio de la cantante Madonna.

En realidad, la cantante ha sido una de las grandes responsables del éxito internacional de la marca, especialmente en Nueva York, donde lanza en 2013 su propia variación del nombre de la marca: Defender los Derechos Humanos.

Es entonces cuando la marca se vuelve viral. Madonna despierta el interés de otras estrellas: Rihanna, Zachary Quinto, Chris Brown, Jack Nicholson, Steve Aoki, Akon y muchos otros, como algunos raperos franceses. Gracias al impulso ganado por la visibilidad que le dan las celebridades y por una gran respuesta callejera, la marca se convierte en breve en un negocio.

En junio, las camisetas salen a la venta en la web oficial y su distribución se hace a escala mundial.

En los siguientes dos años la marca se consolida. Su ascenso es imparable. Las cosas, sin embargo, parecen cambiar tras los atentados terroristas a la sede del semanario satírico parisino Charlie Hebdo y, especialmente, tras la masacre yihadista que se cebará con el centro de la capital francesa el 13 de noviembre del mismo año.

El impacto es fulminante. En el centro comercial Citadium de París, el único punto de venta de la marca, deciden retirarse las camisetas de la venta al público. La imagen del Kalshnikov referida a París es considerada por los clientes como «inapropiada».

Claro que no todo el mundo interpretará el mensaje de la misma manera. La fórmula de la marca no es otra que asociar la palabra defender con un kalashnikov y con el nombre de la ciudad a la que se quiera apelar. Una fórmula a la que no se podrán resistir las formaciones más conservadoras de la ultraderecha europea. Para ellos no hay conflictos morales, sino un fin comercial y propagandístico inmejorable.

Así, no tarda en salir a la luz un meme en apoyo al líder del Frente Nacional galo, Jean-Marie Le Pen, emblema del nuevo fascismo francés.

Muestra de apoyo a Jean-Marie Le Pen, el antiguo líder del Frente Nacional.

Italia, por supuesto, tampoco será un excepción. Las camisetas «Defend Parma», son solo una más de las muchas nefastas distorsiones comerciales de las que ha sido objeto la marca.

En Verona, la marca Cerebro Negro —que vende prendas de vestir y complementos de moda «alternativos», que apelan a la ultraderecha veronesa; es decir, al fascismo, ha propuesto una variante bajo el título Defender Europa, en la que también aparece la proverbial inscripción del Kalashnikov.

O esta con el Totenkopf, el sómbolo-emblema de las SS (Schutz-staffeln) del régimen nazi.

No podía faltar el eslogan «Defender Verona,» impreso impreso en camisetas.

En Lamezia Terme, en cambio, se describe como «un puesto avanzado del activismo calabrés, y toma su nombre de una canción de la banda Zetazeroalfa—donde se puede adquirir la camiseta Defender Italia al módico precio de 15 euros.

La camiseta en cuestión ha sido reivindicada repetidamente por Irina Osipova, la fundadora de la asociación RIM — juventudes italo-rusas — una formación cercana a la Liga Norte salviniana, y que fue candidata a la alcaldía de Roma en las últimas elecciones al frente de la formación Hermanos de Italia.

En la foto de abajo aparece retratada por Andrea Palmieri, exlíder de Bulldog, otro grupo de radicales de extrema derecha, quien se ha pasado meses luchando junto a los separatistas rusos en la cuenca del Donets.

Andrea Palmeri e Irina Osipova. Imagen vía Facebook

En Instagram, la marca también ha sido objeto de la distorsión ultraconservadora. Allí los fascistas del Tercer Milenio han acudido al hasthtag #defendroma durante el transcurso de las últimas elecciones en la capital y las camisetas con el eslogan homónimo estampado se pueden ver ahora por todas partes.

La camiseta Defend Roma también puede adquirirse a través del perfil de Tumblr Badabing, que orbita en la galaxia contracultural de CasaPound. De hecho, también se la ha visto en un videoclip de la banda romana de hardcore punk Blind Justice, cuya «música disconforme» de «La boca del tigre» sonaba en el 2015 en el encuentro anual del CPI.

Claro que la cosa no termina aquí. En un vídeo propagandístico, aparece camiseta en la que se lee la inscripción Defend Damasco. La imagen muestra a un activista que camina junto a la vicepresidenta de la formación italiana CPI, Simone de Stefano.

Basta con seguir el rastro de ese eslogan para desembocar enseguida en el perfil de Facebook «Frente Europeo por Siria». Si bien el nombre es vagamente neutro, lo cierto es que se trata de una asociación formada por varios grupos de extrema derecha — tras los cuales está, obviamente CasaPound — que defienden acérrimamente al dictador sirio Bashar al-Assad, y que se dedican a transmitir mensajes propagandísticos de apoyo al régimen por distintos canales.

Y por muy extraño que pueda sonar todo, lo cierto es que no es ninguna casualidad que la formación ultra totalitarista italiana CasaPound, haya explotado más que nadie en Italia una marca que había nacido para condenar, exactamente, todo lo que CasaPound representa.

CasaPound se ha destacado proverbialmente por apropiarse de referentes culturales e iconográficos que están a años luz de su auténtica ideología. Y, en este sentido, hacerse con un marca que se reivindica como Defiende ha sido, sencillamente, perfecto.

No solo se trata de una marca cool y glamurosa, sino que es lo suficientemente ambigua para ser distorsionada y absorbido por su exacto reverso ideológico.

En definitiva, se trata de una herramienta inmejorable para las estrategias propagandísticas y comunicativas de Casa Pound.

https://news.vice.com/es/article/extrema-derecha-italia-marca-ropa-izquierdas-defend?utm_source=vicenewsestw

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS