Colombia: Otros doce indígenas Äwa han sido asesinados

9

La acción criminal tenía como objetivo la mujer de un indígena Awä que fue asesinado el 23 de mayo por el Ejército Nacional. Esta mujer era testigo presencial de los hechos: «estamos convencidos de que esta masacre tenía el propósito de eliminar a esta mujer, denunció Oscar en la entrevista que aquí compartimos» .

Por lo menos 180 indígenas Awá, desde el mes de marzo aún permanecen hacinados y con poca asistencia de Acción Social en el predio El Verde del resguardo del Gran Sábalo, por la masacre de 12 indígenas en la comunidad de Tortugaña – Telembí. Hecho que permanece impune.

Mientras esto sucede, hoy se conoció una nueva masacre, que llena de dolor y rabia a las comunidades indígenas. El miércoles 26 de agosto, en el Resguardo indígena Gran Rosario del municipio de Tumaco, a eso de las 5:00 de la mañana, hombres encapuchados y con prendas de uso exclusivo de las fuerzas militares ingresaron a la comunidad y dispararon indiscriminadamente contra la casa de una familia Awä.

Como resultado de este vil hecho, fueron asesinados 6 adultos: Tulia García Guangua de 35 años, Laurencio García de 38 años, Carmela Guangua de 18, Fabio Taicus de 18 años, Alfredo Guangua de 19 años y Amparo Nastacuas 21 años. Además 6 menores de edad: Keison Ferney de ocho meses de dad, la niña Nancy Jazmín de 5 años, Alexander Rodríguez de 6 años y Jaime Laurencio Garcia de 5 años, Luis García de 13 años y Roberto Guangua de 17 años.

En este hecho violento contra el Pueblo Awá, también resultaron heridos Javier García de 20 años, David García de 12 años y Yolanda Bisbicus de 22 años, quiénes están siendo atendidos en varios centros hospitalarios.

La acción criminal tenía como objetivo la mujer de un indígena Awä que fue asesinado el 23 de mayo por el Ejército Nacional. Esta mujer era testigo presencial de los hechos: «estamos convencidos de que esta masacre tenía el propósito de eliminar a esta mujer, denunció Oscar en la entrevista que aquí compartimos» ..

«En estos momentos las comunidades indígenas Awä se declaran en Asamblea Permanente, para reunirse y tomar decisiones frente a la desatención e indiferencia del Gobierno Nacional, mientras van más de doscientos indígenas asesinados» explicó Oscar Ortíz, secretario de la Unidad indígena del Pueblo Awá.

El cualquier lugar del mundo y en cualquier época de la historia, un crimen de esta magnitud, clarmente racista y que compromete al Estado y al Gobierno, generaría una reacción nacional y mundial de repudio contra este régimen y contra todos los actores armados que están cometiendo un genocidio en Colombia y un etnocidio contra el Pueblo Awä. Pero acá no pasa nada, porque en Colombia avanza un plan de exterminio que beneficia los intereses de la codicia.


Los Awä y los demás pueblos indígenas estorbamos a la muerte que acumula, en defensa de la vida que protege. Mientras nos masacran, el circo que perpetúa al régimen continúa en el congreso de a República, donde a cambio del presupuesto y los bienes del Estado, se reelige el terror y la muerte.

Esta arremetida se inicia a partir de los hostigamientos del ejercito (grupo cabal, Batallón Contraguerrilla Mártires de Puerres de la Brigada 29, adscrita al tercera división ) a la población civil indígena, quienes entraron de manera abusiva a las viviendas, obligando mediante diferentes maltratos a miembros de la comunidad a dar información sobre la ubicación de los guerrilleros de las FARC_EP, exponiendo a la comunidad a una situación de riesgo, impotencia y miedo. No obstante el gobierno en cabeza del Ministro Santos, como es costumbre, asegura que sus hombres hasta ahora llegaron a la zona, pero que ha sido muy complicado contar con la colaboración de la Comunidad, afirmación irrespetuosa cuando son nuevamente ellos los que han puesto la población civil en el cañón de los armados. “El arraigo a su territorio, el concebirse como un pueblo con autonomía, con gobierno propio y su identidad son los pilares de la cosmovisión del Pueblo Awä; no estar sometidos a ninguna ideología, a ningún actor armado, sino basados en la autodeterminació n”, así lo expresó en rueda de prensa, Luis Evelis Andrade Casama, Consejero Mayor de la o­nIC-

¿Por qué&nbsp matan&nbsp a los Awä?: Para poder establecer el megaproyecto IIRSA&nbsp &nbsp

No es la primera masacre. Recordamos por ejemplo la del 9 de agosto de 2006. En el 2007 fueron asesinados 23 Awá. El terror se aplica contra los Awá. por diferentes actores armados desde hace varios años. Es el modelo de desterritorializació n y despojo en zonas de megaproyectos y grandes inversiones. La región será cruzada por el megaproyecto IIRSA que une el río Amazonas, el Putumayo, Pasto y Tumaco, un eje vial multimodal que va de Belem de Pará en el Atlántico hasta el Pacífico. Al mismo tiempo las transnacionales demandan consesiones para explotar oro y otros minerales y se extienden las plantaciones de la palma aceitera. El conflicto armado, al tiempo que los enfrentamientos mafiosos por el control del tráfico de cocaína y las fumigaciones y la llamada guerra contra las drogas, se vuelven todos instrumentos de desplazamiento del pueblo Awá y las demás comunidades rurales. El Estatuto Rural en su artículo 123 prohibe atender las reclamaciones territoriales del pueblo Awá y están represadas 27 solicitudes: 4 de Constitución de Resguardos, 8 de ampliación y 15 de Saneamiento. Grupos ilegales y ley se juntan. La condena a los diferentes autores de estas masacres y de este despojo es doble como autores de crímenes de lesa humanidad y agentes de la codicia.

Si nos dejan morir, vengan de donde vengan los asesinos, con nosotras y nosotros morirá la vida. Este no es un crimen contra los indígenas. Es un crimen repugnante contra la vida. ustedes dirán o seguirán callando.

&nbsp