Colombia. Grito de amor y Paz

Seremos relámpagos de impetuosa vida, seremos millones de voces pidiendo paz, pan y vida

…Vidas de hombres y mujeres…
…cercenados sus cuerpos limpios y puros como agua bendita de santo manantial…
…Niños  inocentes mutilados… Campos y huertas teñidos de sangre.
Que reverdezca la primavera, que pétalos de rosas frescas protejan corazones de risa infantil;
permitan que la maestra enseñe el ábaco de eterna vida… ¡por favor permítanle!
¡Que cese la muerte!
¡Que regrese la vida!
¡Que vuelvan los sueños!
¡Que vuelva el amor!
¡Que vuelva el aire!
¡Que vuelvan los besos!
¡Que vuelvan las madres!
¡Que vuelvan las aves con sus cantos de vida!
¡Que vuelva el sol!
¡Que vuelva la lluvia a regar nuestros huertos!
Ahh, que nuestros ríos sean los espejos de la paz; que nuestros bosques sean susurro y canto de tu voz.
Que soplen los vientos de agosto… para que infantes dejen volar sus cometas, izando en el  cielo azul sus sueños febriles.
No más manos disparando rugidos de metralla… ¡Por favor no más! …  No más…
¡Que vuelvan  los bellos arcoiris con los ojos de risa infantil!
¡Que vuelva la alegría en las aulas!
¡Que vuelva el bullicio infantil en los corredores de la vieja escuela!
¡Que vuelvan los abrazos como coronas humanas!
¡Maldita sea la guerra!
¡Que se vayan los alquimistas de guerra!
¡Desterremos los avaros banqueros!
Queremos un nuevo amanecer… Sí, el amanecer de la paz pintada en los labios de auténtico pueblo.
Seremos como huracanes destruyendo el inmenso océano de la muerte. Nos reproduciremos en eterna semilla de vida.
Seremos relámpagos de impetuosa vida, seremos millones de voces pidiendo paz, pan y vida.
Seremos rayos de sol, dejando venir la lluvia con truenos de paz.
Seremos millones de flores y rosas, desfilando contra la barbarie y el crimen…
seremos tambores y gaitas retumbando contra el rugir de metralla.
Somos Caribe, somos andinos, somos Pacífico; construyendo  paz con justicia social.
¡No existe espacio para rendirnos! ¡comencemos la marcha triunfal!  ¡es hora de flamear  la bandera de la dignidad!…Seremos eternos en el brillo del amor…
…Seremos fuertes como el acero de honor…
«No renunciemos a la vida, a la negra noche bajo la luna plateada, bajo
las estrellas amarillas en el lejano horizonte.»
Que la Paz se pinte de negro,  que se pinte de blanco inmaculado, se pinte de indio… También de campesino…
Sí, iremos tras el horizonte…
El horizonte de la paz… No te rindas… ¡Por favor!, ¡No te rindas!
NOTICIAS ANTICAPITALISTAS