Colombia. Frente de Guerra Nororiental del ELN: Las minas anti persona en el Catatumbo las pone el palamilitarismo

Publicidad

Mientras Colombia se prepara para las fiestas decembrinas, el Presidente Duque se alista para la guerra.

El Estado colombiano en el propósito de finalizar el “Plan de Consolidación”, tarea que desarrolla la Fuerza de Tarea Vulcano en el Catatumbo, región de Norte de Santander Colombia, vinculan al “Clan del Golfo” o las “Autodefensas Gaitanistas de Colombia (ACG)” y más recientemente a los “Paramegas”, que en coordinación vienen azotando y amenazando de muerte a los líderes sociales y a las comunidades del Catatumbo.

Las empresas transnacionales extractivistas al servicio del capitalismo imperialista que practican “La Locomotora minero-energética” financian y dirigen las operaciones militares-paramilitares en el Norte de Santander, con la complacencia de la oligarquía y la burguesía colombiana que entrega los recursos naturales existentes en El Catatumbo, robándoselas a sus legítimos dueños, las comunidades que luchan y defienden desde tiempos ancestrales el territorio.

Iván Duque recrudece la presencia de las Fuerzas Armadas en el Catatumbo, aumentando el pie de fuerza sumándole a la Fuerza de Tarea Vulcano, la Fuerza de Despliegue Rápido III, espías menores de edad, como la liberada el 7 de diciembre, Paramilitares, Narcotraficantes, entre otros componentes; fortaleciendo las corporaciones del despojo y de la muerte. En el Catatumbo ya se evidencia el temor y la zozobra generada por dicha empresa criminal al servicio de la guerra.

En el Catatumbo se respira aire de guerra y las posibilidades de bienestar para las comunidades desaparecen ante la amenaza de alias Otoniel, mando paramilitar quien dispone de mil paramilitares como apoyo a los Paramegas, para arreciar contra el territorio, llenarlo de muerte y desolación como refuerzo al “Plan de Consolidación”. Ante esta realidad se evidencia que para lo que resta del 2018 y para recibir el 2019, como quien dice, será año viejo de preparativos y un año nuevo de “prosperidad democrática” para el Catatumbo y sus comunidades.

Aclaramos que la población no combatiente que ha caído en las minas en las zonas de La Provincia, en donde se desarrollan las acciones contra “Los Paramegas”, han sido por las minas instaladas por los “Paramegas” durante la confrontación y se fueron sin desactivarlas o retirarlas, sin importar la suerte de la población. No son ciertas las acusaciones del Ejército gubernamental y los grandes medios al pretender responsabilizar al Ejército de Liberación Nacional de tales hechos.

Alertamos para que las gentes del Catatumbo denuncien las macabras intenciones del Estado colombiano al declarar una guerra de ocupación y exterminio contra las comunidades que habitan esta próspera región del Norte de Santander, en el Nororiente colombiano, y los invitamos a ondear las banderas de la resistencia y la lucha en defensa del territorio y del futuro de las nuevas generaciones. Defender y confrontar a las corporaciones de la muerte, es un derecho consagrado en los postulados universales por la vida y por un mundo mejor para todas y todos.

Frente de Guerra Nororiental

Comandante en Jefe Manuel Pérez Martínez

Ejército de Liberación Nacional de Colombia Montañas del Nororiente colombiano, diciembre de 2018

eln-voces.com/sobre-las-minas-anti-persona-en-el-catatumbo/

También podría gustarte

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More