Colombia. Barranca. El Régimen, el revanchismo y otros demonios

Una vez fuera escogido de manera antidemocrâtica, el actual alcalde de Barrancabermeja, porque no hubo consulta interna al interior del PARTIDO LIBERAL-Frente de Izquierda Liberal Auténtico- y una vez se aliaran y/o convergieran alrededor de este partido, otros partidos y/o movimientos, para ganar las elecciones, todo iba bien. Después vendrîan las desaveniencias.

La candidatura del trapo rojo y realidades :
Tan bien iba la cosa que, la candadatura la inscribieron a nombre del glorioso partido liberal-EL TRAPO ROJO-y no a nombre de una alianza y/o convergencia o cosa por el estilo. Nadie se dio por enterado. Solo el Partido Liberal, Horacio SERPA URIBE y su candidato, el paisa Dario ECHEVERRI SERRANO. Por ûltimo también se enterarîa de ese entuerto, la registradurîa municipal del estado civil.

Todos estos entendimientos se dieran, no porque hubiese habido una identidad polîtica o programâtica alrededor del partido polîtico o candidato respectivo, sino porque vieron esa candidatura la que mâs tenîa opciôn de ganar y de eso dependen esos deslices. Ya no estaba el inefable de siempre, sino se hubieran ido para ese lado.

Sino pregûntenle a ciertas camarillas del POLO :
Sino pregûntenle a los clientelistas y clientelas del régimen, cômo es que opera eso. Sino pregûntenle para ser mâs exactos, al POLO y a ciertas camarillas de su « direcciôn ». Expertos como los partidos tradicionales, en respaldar candidaturas sin importar, si hacen parte de su partido y sino, si existe al menos una identidad ética-polîtica. Si estân conformes a su ideario o no. Si el candidato estâ libre de toda sospecha, etc. Eso es lo que deberîa importar.

Este partido, el POLO, en el pasado reciente respaldaron al siempre cuestionado Dr. Elkin David BUENO ALTAHONA, cuando también era candidato ECHEVERRI SERRANO, no si antes aclarar que, un primo hermano de BUENO ALTAHONA, no quizo aceptar la candidatura de este partido. Tiempo después, es decir ahora, respaldaron al actual alcalde.

Nadie en su momento se preocupô por los antecedentes éticos, polîticos, judiciales, etc, de BUENO ALTAHONA. Lo cierto es que a ciertas camarillas les fue bien y a sus bases peor. Hicieron lo suyo.

Quiéren nombres de esos seudo-dirigentes? Por favor. Ustedes saben de quiénes estamos hablando.

Mâs allâ de acuerdos programâticos, son acuerdos clientelistas :
En el marco de las elecciones, los partidos y/o movimientos polîticos, hacen « acuerdos programâticos », Otros se adhieren al candidato y al programa. Todo esto lo publican inmediatamente, para ir sumando fuerzas y opiniôn.

En esos acuerdos programâticos no encontramos serios compromisos en el marco de la ética polîtica, para salir del régimen de deshonestidad polîtica y de corrupciôn administrativa. Por eso las VACACIONES MORALES QUE SEGUIMOS VIVIENDO. Pasan de un régimen a otro.

Esos acuerdos programâticos no son mâs que coartadas. Son componendas clientelistas. Todo esto tiene que ver con la divisiôn del poder, del gobierno, de la burocracia, del presupuesto, de los contratistas y de los contratos, etc.

Y alrededor de esos acuerdos programâticos son llamados a manteles, ex-convictos, convictos, indiciados, sindicados, subjudices y clientelas polîticas prostituîdas, sin ningûn asomo de verguenza. Entre mâ prontuario judicial, mâs fâcil el entendimiento programâtico clientelista.

Para entender mejor, algunas preguntas y algunas respuestas acerca del clientelismo :
Quiénes se quedan con las secretarîas, con los descentralizados, con el presupuesto y PARA QUE. La respuesta es sencilla. Las castas polîticas que operan a nivel municipal, departamental y nacional. Ellos y ellas, traen los forasteros polîticos, que pasan por encima de los barranquenos. Todo esto para seguir reproduciendo el régimen del YO VOTO, TU VOTAS Y ELLOS DECIDEN Y CONTRATAN.

Quiénes entran en carrera administrativa y quiénes no, respecto de la funciôn pûblica. Los mâs identificados con el régimen. No importa clientelizar y burocratizar innecesesariamente, la planta de personal del municipio.

Quiénes son los contratistas. Los mismos de siempre y uno que otro. De otras ciudades sobre todo, son los que se quedan con los mejores contratos. No sabemos cômo lo hacen, pero lo hacen.

Qué hacen con la gente que ponen los votos. Practicamente nada. Les dan uno que otro contrato y estos callan en consecuencia, las inmoralidades polîticas-administrativas. Cuando la situaciôn econômica se vuelve insoportable, se tornan rebeldes. En fin, ya no se sabe si el pueblo es superior a sus dirigentes o los dirigentes son superiores a su pueblo. Es todo un régimen de encubrimiento y de complicidades.

Cuando el régimen empieza a actuar como el anterior :
Ahora bien, una vez empieza el gobierno municipal a actuar como el anterior, como los anteriores, porque son los mismos con las mismas, le quedan bien a unos y a otros no. Con unos son mâs fieles que con otros. Todo eso depende de lo que acabamos de comentar. De encubrimientos, de complicidades y otros demonios. Y ahî es donde empieza a asomar el revanchismo. Porque de que existe existe.

Mientras esta gente, recibîa los beneficios del poder y del gobierno, por mâs inmoral que sea el régimen, nunca decîan nada. Eso mismo pasô con el régimn pasado. Ahora es que se atreven a hablar. Por qué ? Porque no los siguieron tratando bien. Esos son los revanchistas. Esos hacen parte del régimen a derrotar. Quiéren nombres ? !Por favor !

Esto que venimos reflexionando, es importante saberlo. Por qué ? Porque una vez, un gato y otros gatos, se atrevieran a plantear la revocatoria del mandato, TUMBANDO EL REGIMEN, UNA PARTECITA DE ESTE Y DE SUS CLIENTELAS, se asomaron a la REVOCATORIA DEL MANDATO. En otras palabras, infiltraron la revocatoria.

Pero reflexionemos un momento. Hagâmonos las siguientes preguntas. Diferencias filosôficas y polîticas alrededor del proyecto polîtico y/o modelo de gobierno YO NO CREO.
Diferencias ideolôgicas o de prâxis alrededor de una lînea polîtica-administrativa a seguir YO NO CREO. Diferencias éticas en cômo avanzar y no retroceder, contra la deshohestidad polîtica y la corrupciôn administrativa YO NO CREO. Diferencias acerca del cumplimiento o no del PROGRAMA DE GOBIERNO y/o del PLAN DE DESARROLLO YO NO CREO. Diferencias por reparto del poder, del gobierno, de la burocracia, del presupuesto pûblico, de los contratos YO SI CREO.

Lo que si es cierto es, que entre el régimen y sus clientelas, se estâ registrando un enfrentamiento duro, por todo lo anterior. Es la continuaciôn de la guerra inmoral a través de la polîtica. Si se pudiera llamar a todo eso polîtica.

Denuncias entre ellos y ellas, van y vienen al mejor estilo del SANTISMO y del URIBISMO. Injurias y Calumnias, las mâs infames por cierto, contra aquellos que se atrevan contra el régimen en su conjunto, es una constante. La matriz es enlodar moralmente al oponente polîtico. Nadie se da por enterado. No les conviene.

Conclusiôn y llamado :
Votar la revocatoria pero sin perder el objetivo estratégico de TUMBAR EL REGIMEN.

Una vez revoquemos el mandato, elegir en consultas o cabildos populares, el mejor candidato o candidata, por fuera del régimen.

No votar por los representantes de la oligarquîa.  Menos por los familiares del régimen politiquero. Ni un voto por sus esposas, hijos, sobrinos, primos, nietos, etc.  de aquellos que han sido alcaldes, concejales….La mona aunque se vista de seda….

Vayamos por el camino del medio, diciéndole no al régimen que nos gobierna y a aquellos y aquellas que, se han infiltrado en la revocatoria, PARA SEGUIR HACIENDO LO MISMO.

Desde Barranca-Lyon y con olor a petrôleo,

Luis Manuel CARRERO GOMEZ

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS