Ciudadanos y el «centro»: Subir el IVA a la comida de los pobres, bajar el IRPF a los ingresos de los ricos

Publicidad

Ciudadanos ha presentado el tercer eje de sus propuestas económicas centrado en la política fiscal. Ciudadanos (C’s) quiere establecer «una nueva fiscalidad para un nuevo modelo económico», y para ello propone establecer tres tramos en el IRPF, con un tipo máximo del 42%; fijar un tipo de IVA general al 18% y otro reducido al 7%.

Estas son algunas de las ideas incluidas en la tercera parte de su programa económico, dedicada, según afirma la formación derechista y neoliberal, a asegurar la sostenibilidad y la eficiencia de las finanzas públicas a través del control del gasto público, la eficiencia y la equidad en la recaudación y la lucha contra el fraude.

Así, sus propuestas a ese respecto son estas:

Reducir a tres el número de tramos en la tarifa general del IRPF –el 18, el 28 y el 42%–, introduciendo un complemento salarial anual para las rentas más bajas (ya presentado en el segundo bloque del programa económico) que genera un derecho de cobro, y un complemento a las pensiones.

Reducir de tres a dos los tipos del IVA, uno general del 18% y uno reducido del 7%, incluyendo en este último todos los bienes a los que ahora se aplica el IVA superreducido y el sector de la hostelería.

La reforma del IVA propuesta por Ciudadanos provoca que los servicios que se encontraban en el tipo superreducido del 4% pasarían al 7%. Los productos de primera necesidad como el pan, la leche, los cereales, las legumbres, la fruta y la verdura y los libros, al igual que la medicina, subirían tres puntos. Por otro lado, todos los productos y servicios, excepto la hostelería, que tributaban al 10% pasarían al tipo general del 18%. El agua, el resto de alimentos, y el transporte subirían 8 puntos con el programa de Ciudadanos: pasan del 10% del reducido al general del 18%. La única bajada del IVA se daría en los productos que actualmente se encuentran en el 21%, como la luz o la cultura, que bajarían tres puntos. Las bebidas alcohólicas y el tabaco también bajarían del 21% al 18%.

Por su parte, el tipo máximo del IRPF pasaría a estar en el 42%, frente al 48% que estableció la última reforma electoralista de Rajoy (45% para 2016) y el 52% establecido antes de la misma.

Puro centro.

Publicidad

También podría gustarte

Publicidad

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More