Chile. Puerto de Valparaíso: El paro de los trabajadores eventuales que decidió prescindir de dirigencias sindicales

Por Politika

La movilización que busca mejoras en las condiciones laborales de los portuarios ha sido crítica con representantes que consideran como “complacientes con las empresas” y que no estarían defendiendo, por el contrario, los derechos de los empleados en el puerto. El pasado viernes 16 de noviembre se inició en Valparaíso una movilización que mantiene paralizados de […]

La movilización que busca mejoras en las condiciones laborales de los portuarios ha sido crítica con representantes que consideran como “complacientes con las empresas” y que no estarían defendiendo, por el contrario, los derechos de los empleados en el puerto.

El pasado viernes 16 de noviembre se inició en Valparaíso una movilización que mantiene paralizados de manera indefinida los dos terminales que operan el puerto (TPS y TCVAL). La acción está motivada por una serie de demandas de los trabajadores eventuales de las empresas de muellaje Ultraport (TPS) y Opval (TCVAL), relacionadas básicamente a las condiciones precarias en que deben desempeñar sus labores.

En ese sentido, como han señalado los portuarios, destaca una baja considerable de turnos durante los últimos años debido a los cambios en la cadena logística, el comercio exterior y la concentración de capitales producto de la fusión de las navieras. Junto con ello se menciona la falta de una ley que regule sus condiciones de trabajo y que homologue derechos fundamentales que posee la mayoría de los empleados del país. “A nosotros como trabajadores portuarios eventuales no se nos reconoce indemnización por años de servicio, derecho a postnatal y prenatal, derecho a vacaciones pagadas, fuero efectivo a los dirigentes sindicales eventuales, regulación de los permisos para trabajar en el puerto (carnet rojo), pago de capacitaciones, reconocimiento de nuestra labor como trabajo pesado y un sistema de seguridad social integral, etc.”, indicaron en un comunicado.

“Cuando no tenemos buques en los muelles, no tenemos ingresos, ni una remuneración mínima garantizada”, explican los trabajadores portuarios eventuales, resumiendo de esa dramática forma la realidad que enfrentan en Valparaíso. Una situación que los ha obligado a exigirle a las empresas bonos que les permitan finalmente una recuperación económica ante la falta de empleo.

“Un movimiento de trabajadores de base”

Los portuarios movilizados han denunciado que la empresa TPS introdujo trabajadores contratados en el segundo turno del pasado sábado, a quienes han calificado como “rompehuelgas”. Algo que -acusan- se hizo con la ayuda de Fuerzas Especiales de Carabineros, lo que fue calificado como “una provocación innecesaria por parte de la empresa, que desató un conflicto evitable entre la fuerza pública, los trabajadores portuarios y la empresa”.

En ese sentido, desde la organización de la movilización han destacado que esta se trata de “un movimiento de trabajadores de base (…), transversal, de todos los trabajadores/as del puerto, que tiene presencia de todas las bases de los sindicatos (Uniport, Sudemp, Auxiliares, Sindicato Estibadores), pero no necesariamente el apoyo de todos los dirigentes de dichos sindicatos”. Esto porque, según explican, existe desconfianza de los trabajadores respecto de dirigencias que consideran como “complacientes con las empresas” y que no estarían defendiendo, por el contrario, los derechos de los empleados en el puerto.

COLABORA CON KAOS