Chile-Mapuche: Libertad ahora para prisionero político mapuche, José Llanca Tori

José Mariano Llanca Tori, 41 años, es un prisionero político mapuche, detenido en 2012 y recluido en la cárcel de Collipulli. Pertenece a la comunidad de Temu Cui Cui de Ercilla y ha sido condenado a 6 años y medio de reclusión, acusado de incendio y robo con intimidación a una camioneta de una empresa telefónica.
 
José presenta un grave estado de salud, pues sufre de una insuficiencia hepática crónica la cual le ocasiona hemorragias digestivas, desmayos y vómitos, todo lo cual hace prever bajas expectativas de vida para el compañero.[1] De hecho, en mayo pasado debió someter de urgencia a una cirugía de vesícula para tratar de compensar su ya comprometida condición. Médicos del Hospital Regional de Temuco y del Centro de Salud Familiar de Padre de las Casas, han señalado que urge efectuarle un trasplante de hígado de manera urgente, para lo cual debiera ser inscrito en el listado nacional del caso, cuestión que no ha procedido hasta ahora por parte de la (in)justicia chilena. Su dolencia, además, se ha visto acrecentada por las varias huelgas de hambre que ha debido a fin que los tribunales le reconozcan su condición de preso político mapuche y para ser encarcelado junto a otros peñis.
 
Ante el atraso de gendarmería en la inscripción de la lista de espera nacional de trasplantes y las precarias condiciones carcelarias para asumir el cuidado de una enfermedad de este tipo, las expectativas de vida del comunero se han reducido aún más. Es por eso que sus familiares y una diversidad de organizaciones sociales y políticas han pedido la conmutación de la pena del comunero mapuche. Lamentablemente, hasta ahora sendas peticiones de indulto presidencial han sido o negadas por Piñera o desconsiderada por parte de Bachelet.
 
No obstante, ante la presión política ejercida por los ayunos de los PPM, por las agrupaciones que apoyan la causa del pueblo mapuche,[2] u otras instancias, como el obispado de Temuco, José Llanca logró el permiso dominical desde hace dos semanas. Pero ello no es suficiente. El indulto no lo es sobre la pena total, sino que es una petición de rebaja de condena que le permitiría optar a la libertad condicional, la cual posibilitaría que se recupere y reciba los cuidados pertinentes en su comunidad y junto a su familia. No es mucho pedir, pero la (in)justicia chilena es capaz de dejar libre al mentiroso y criminal hijo de Carlos Larraín o de perdonar a los ladrones de cuello y corbata (Farmacias, productores de pollo, La Polar, etc.), antes que tener un gesto de humanidad frente a un mapuche, por lo que, una vez más, debemos apelar a la movilización de todas las organizaciones del campo popular y de los trabajadores para torcerle el brazo a esa (in)justicia de clase y racista.
 
 
¡A movilizarnos con todo por la libertad inmediata de José Llanca Tori!
 
¡Fuera del Wallmapu todas las fuerzas de ocupación y las forestales!
 
¡Fin a la criminalización de la lucha de los pueblos mapuche y chileno!
 
 
Colectivo Acción Directa –Chile
 

[1] Un hermano de José, de 38 años, falleció en julio del año pasado a causa de la misma patología.
[2] Frente al llamado que hizo la madre del comunero para que se le concediera el indulto humanitario, lo que se tradujo en una campaña a través de Change.org, van reunidas alrededor de 10.280 firmas en apoyo al mismo. Firmar solicitud, dirigida a Bachelet y al ministro Gómez, aquí:http://www.change.org/p/ms-michelle-bachelet-i-juana-tori-ask-you-to-grant-my-son-jos%C3%A9-mariano-llanca-tori-clemency-for-humanitarian-reasons
NOTICIAS ANTICAPITALISTAS