Chile. Actividad económica de abril cae un histórico 14,1%

Publicidad

Ni en las más pesimistas proyecciones se pronosticaba una caída tan abrupta como la que reveló el Banco Central en su último Indicador Mensual de Actividad Económica (Imacec), correspondiente a abril. Se trata de la primera entrega de esta cifra mensual que considera un mes completo desde la llegada del COVID-19 al país. La serie desestacionalizada disminuyó 8,7% respecto del mes precedente y 12,4% en doce meses. El Imacec minero disminuyó 0,1%, mientras que el no minero lo hizo en 15,5%. En ese sentido, las actividades más afectadas fueron los servicios y el comercio, y, en menor medida, la construcción y la industria manufacturera. Tras revelarse las cifras del Imacec, el ministro de Hacienda, Ignacio Briones, dijo que «es una caída muy significativa, es la caída más alta desde que se tienen registros».

El COVID-19 golpeó a la economía chilena. Y lo hizo de forma drástica. De acuerdo al Indicador Mensual de Actividad Económica (Imacec) correspondiente al mes de abril, cayó un 14,1% en comparación con igual mes del año anterior. De todos modos es preciso recordar que el estancamiento económico es anterior a la pandema y al 18 O.

Se trata de la primera entrega sobre la situación económica del país considerando el efecto de la pandemia en un mes completo, desde que se confirmara el primer caso y comenzara la aplicación de las medidas sanitarias. En marzo, la economía había caído un 3,5%.

Debido a esto, la cifra es preocupante, ya que si bien se preveía una caída mayor, se especulaba que iba a ser cercano a un 8,2%. Los más pesimistas aventuraban entre un 10% y un 13%. Solo algunos, como los analistas de Credicorp Capital, calcularon que el Imacec se iba a contraer en un número cercano al 14%.

La serie desestacionalizada disminuyó 8,7% respecto del mes precedente y 12,4% en doce meses.

El Imacec minero disminuyó 0,1%, mientras que el no minero lo hizo en 15,5%. En ese sentido, las actividades más afectadas fueron los servicios y el comercio, y, en menor medida, la construcción y la industria manufacturera.

En los servicios, destacaron las caídas de educación, transporte, restaurantes y hoteles y servicios empresariales. En términos desestacionalizados, y con respecto al mes anterior, el Imacec minero creció 0,9% y el no minero cayó 9,7%.

«Considerando los desafíos que la crisis sanitaria ha impuesto sobre la recolección de datos básicos, el Banco Central de Chile ha hecho esfuerzos adicionales con sus proveedores de información para minimizar el impacto en la calidad de las estadísticas. Sin embargo, es relevante señalar que las cifras entregadas en esta oportunidad podrían estar sujetas a mayores revisiones que las registradas históricamente, las cuales serán difundidas de acuerdo al calendario de publicaciones y revisiones de Cuentas Nacionales disponible en la página web institucional», indicó el ente emisor a través de un comunicado.

El 14,1% que se contrajo la economía chilena no se había visto en décadas, ni siquiera cuando el país se encontraba en plena crisis asiática, en 1999, cuando en abril de ese año la economía cayó un 4,8%.

«Es la caída más alta»

Tras revelarse las cifras del Imacec, el ministro de Hacienda, Ignacio Briones, dijo que «es una caída muy significativa, es la caída más alta desde que se tienen registros».

«No tenemos un registro de esta magnitud desde que se mide el Indicador Mensual de Actividad Económica», agregó.

«Esto hace que actualicemos nuestros escenarios de crecimiento para 2020», planteó el ministro.
Se intensificó «el choque externo» y el «interno»
El expresidente del Banco Central, Vittorio Corbo, había anticipado, antes de conocer el Imacec de esta jornada, que la caída sería entre 2% y 4,5%. Por eso, sobre esa cifra dijo que «si pensamos desde comienzos de abril se pensaba que el mundo iba a caer en torno al 3% y hoy ese número es más cercano entre el 5% al 6% en el mundo».

«Eso significa que en la economía chilena se intensificó el choque externo y ahora también se intensifica el interno, por el hecho de que ha seguido la pandemia y se ha seguido expandiendo en la economía chilena, lo que ha obligado a muchas más cuarentenas, por lo tanto, hoy ese número quedó obsoleto, ya que la actividad va a caer entre el 4% al 5% aproximadamente”, finalizó.

«Peor al esperado»

El decano de la Facultad de Economía y Negocios de la Universidad Santo Tomás, Enrique Paris, calificó las cifras del Imacec como «peor al esperado y nos hace temer por una medición más negativa en mayo».

«Con estos datos las proyecciones para 2020 empeoran. Se apartan de la proyecciones de Hacienda, Banco Central o incluso del FMI o la CEPAL. Hoy es más probable una contracción de -5% o algo peor que eso. Esto refuerza la necesidad de un mayor esfuerzo fiscal para mantener los ingresos de los trabajadores, apoyar a las empresas, chicas, pequeñas y grandes que permitan que hibernen sin tener que destruir empleos. El apoyo actual es para que la economía esté en condiciones de retomar su funcionamiento cuando las condiciones sanitarias lo permitan», concluyó.

(Nota de ed: La crisis, de carácter mundial, golpea con especial fuerza a las economías periféricas como la chilena, que viven básicamente de la exportación de mercancías extractivistas (minería, pesca, madera, agroindustria, etc.) y cuyas demandas de referencia, como China y EEUU, han caído verticalmente, castigando los precios en Chile. Igualmente, el país carece de industria productiva competitiva y de inversión en ciencia y tecnología, cuestión que agrava aún más la dependencia respecto de los capitalismos centrales. Debido a la alta deuda corporativa y doméstica, capitalistas y consumidores, han limitado sus gastos. De hecho, para respaldar a parte de los grupos económicos y grandes capitalistas el Estado empresarial chileno ha transferido recursos fiscales que no han redundado en inversión productiva, sino que sólo han intensificado la especulación, fuga de dólares y capitales, etc. En el mismo sentido, el FMI acaba de abrir una línea de crédito flexible de casi 24 mil millones de dólares al Banco Central chileno con el fin de respaldar al capital en crisis. Por su parte, la deuda de la población, cuya morosidad crece a diario, se destaca principalmente a la compra a crédito de bienes de primera necesidad.)

www.elmostrador.cl/destacado/2020/06/01/covid-19-hace-desplomar-la-economia-chilena-en-niveles-sin-precedentes-imacec-de-abril-cae-un-historico-141/

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More