Cáritas atiende a 63.457 personas en situación de pobreza en Andalucía

Agencias

Cáritas Regional de Andalucía ha presentado este martes, en el marco de la Campaña Nadie sin hogar 2010-2015, su campaña anual bajo el lema ‘Nadie sin salud. Nadie sin hogar’, que se celebra el día 24 de noviembre, un acto en que ha alertado de que la carencia de derechos y acceso a los mismos que tienen las personas sin hogar en este país sigue siendo una realidad sin resolver, y ha solicitado a las administraciones garantizar el Sistema Nacional de Salud «equitativo» y una «mayor» coordinación en la atención socio-sanitaria, entre salud, asuntos sociales y vivienda, parar abordar los problemas de salud de manera integral.

   Además, en rueda de prensa en Sevilla, en la que han participado el presidente de Cáritas Regional de Andalucía, Anselmo Ruiz; el director de Cáritas Diocesana de Sevilla, Mariano Pérez de Ayala; y  la secretaria regional, Auxiliadora González, ésta ha señalado que «en una situación con nuevas realidades de pobreza, hay una realidad de pobreza que está en segundo plano y que es la que siempre ha permanecido, que es la realidad de las personas sin hogar», que «no debemos seguir invisibilizando».

   Asimismo, ha dicho que la campaña de este años se centra en la salud porque «se trata de un derecho fundamental para todos los ciudadanos». Al respecto, afirma que aunque en Andalucía «se ha intentado paliar los efectos de la reforma sanitaria», sin embargo «siguen existiendo trabas administrativas para los extranjeros, especialmente para ciudadanos comunitarios». Además, «existen dificultades para acceder a los servicios de atención primaria si no existe cotización a la seguridad social, y no existe una respuesta ágil y fácil de los recursos públicos especializados para las personas con problemas de salud mental, adicciones o el conjunto de ambas».

   Sobre este último punto, la secretaria general recuerda que en Andalucía «solo existen tres Unidades Hospitalarias que pueda trabajar esta patología dual, con tan solo 24 plaza» y que en las Comunidades Terapéuticas «existe una lista de espera para el ingreso de entre seis y ocho meses, situación provocada entre otras causas por las paralización y no aplicación de la Ley de Dependencia». Igualmente, lamenta «la falta de coordinación socio-sanitaria en la prevención, el tratamiento y las altas», de modo que «tras el tratamiento hospitalario, se están dando altas a personas aún en situación de convalecencia», solo «hay que mirar lo ocurrido hace un mes en relación con un joven polaco».

   Además, «y aunque existe respecto a la drogodependencia y salud mental un Protocolo de actuación conjunta, el mismo no se está aplicando por falta de difusión y coordinación entre los profesionales». Por último, alerta sobre el nuevo sistema de copago, que supone que «un grupo de 42 medicamentos deje de ser gratuito, afectando sobre todo a las personas sin hogar».

   No obstante, la secretaria general ha dicho que «hay motivos para la esperanza». Así, ha destacado que Cáritas Andalucía invirtió en 2012 en su Programa para personas en situación de sin hogar casi 3,4 millones de euros –60% de fondos públicos y 40% de fondos propios y entidades privadas– y se atendió a más de 5.000 personas, en sus 24 centros por toda Andalucía. En este sentido, ha destacado que la Consejería de Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales «mantiene la aportación de 1,2 millones a las personas sin hogar, mientras que suben las aportaciones de entidades privadas y donativos».

   Y para demostrar la realidad diaria del trabajo, la organización hizo un recuento el pasado 5 de noviembre en todos los recursos que Cáritas destina a las personas sin hogar en Andalucía, del que se desprende que contactado en todos los servicios de la red con 1.488 personas sin hogar, un 85 por ciento hombre y un 15 por ciento mujeres, con edades que rondan los 40 años, y una de cada tres son españolas.

   González también ha subrayado que «el 30,7 por ciento de las personas tienen alguna enfermedad crónica, con trastornos mentales en torno a un 17 por ciento; más del 15 por ciento tiene alguna discapacidad reconocida; más del 50 por ciento de las personas sin hogar tienen algún tipo de adicción; casi el 50 por ciento de estas personas han sido víctimas de algún tipo de delito o agresión; y a nivel general, la esperanza de vida de estas personas suele ser 25 años menor a la media».

CADA VEZ MÁS PAREJAS Y FAMILIAS EN SITUACIÓN DE CALLE

   En cuanto a las nuevas realidades que se están detectando, González ha asegurado que muchas personas «están ocupando naves, casas abandonadas u obras sin concluir, y cada vez más parejas y familias en situación calle». Alerta sobre la situación los jóvenes de origen extranjero, extutelados por la Administración Autonómica, sin formación ni experiencia profesional, que tras alcanzar la mayoría de edad, «quedan en una situación de desprotección social absoluta»; sobre la aparición de nuevas nacionalidades entre las personas inmigrantes sin hogar; y sobre la realidad de los asentamientos chabolistas, «cada vez más permanente y donde las realidades de exclusión son cada vez más graves».

   Ante esta situación, el presidente de Cáritas Regional de Andalucía ha destacado que los cambios más importantes a nivel andaluz «es que estamos viendo a gente muy joven y familias» y que «cada vez se habla menos de las personas sin hogar», porque «hay tantos problemas a nivel social, tanto que hacer, que la sociedad tiene un poco de hartazgo». Además, y sobre las soluciones, Ruiz apunta que «lo más importante es hacer un plan de exclusión social que suponga realmente toda una batería de medidas con las que globalmente podamos responder a la problemática actual», y entre ellas «el tema de la renta básica es algo fundamental».

   Ruiz apuesta también por «una mayor coordinación de las políticas sociales de todas las administraciones, porque se tira mucho dinero». «Para hacer diez cosas, nos gastamos ocho en el tinglado, y eso no puede ser así; si nos gastamos diez, ocho tiene que ir a las personas, no dos», señala. Sobre este asunto, González apuesta «por hacer estructuras más flexibles y más coordinadas, mesas transversales donde todos nos sentáramos a trabajar».

SEVILLA

   Por su parte, Pérez de Ayala ha destacado la existencia en Sevilla de tres proyectos como son ‘Levántate y anda’, perteneciente a Cáritas Parroquial de San Vicente, que durante 2012 ha atendido diariamente en la calle una media de 15 personas por día, con un total de 5.105 a lo largo del año. El 87 por ciento son hombre y el 13 por ciento mujeres, con un aumento del 62 por ciento de las personas inmigrantes. Existe también el proyecto ‘Lázaro’, que de Cáritas Parroquial de San Sebastián en el barrio del Porvenir, que «va atendiendo a una media de diez personas por día».

   Además, ha resaltado la existencia del proyecto ‘Itinerario de inclusión’, para la recuperación de las capacidades para que las persona alcance el mayor grado de autonomía posible, y que durante 2012 ha atendido a un total de 142 personas, con una edad media de 42 años; el 62 por ciento de nacionalidad española, frente a un 38 por ciento de extranjeros; el 97 por ciento de las personas atendidas carecían de vivienda; el 95 por ciento no tenían relaciones familiares; y el 97 por ciento, ningún tipo de ingreso económico.

   En el año 2012, Cáritas Diocesana dedicó a la atención a las personas sin hogar en torno a 1.121.000 euros procedentes de recursos propios y de las distintas administraciones públicas. En cuanto a recursos humanos, cuenta con 28 profesionales y 110 voluntarios. Además, el pasado año atendió a través de su red de Cáritas parroquiales a 63.457 personas en situaciones de pobreza o vulnerabilidad. De ellas, un 72,6 por ciento corresponde a familias españolas y un 27,4 por ciento a familias inmigrantes.

 

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS