Británicos soslayan nuestra identidad nacional, somos el Esequibo

Venezuela hacia la unidad del Proyecto Bolivariano

Aventis

Inglaterra por cualquier camino desea llegar a la Guayana Esequiba, poco le importa Petrocaribe para beneficiar a Trinidad- Tobago y sus islas que le sirve como bases militares y de comercio, sumada Las Malvinas. Son los caminos del mar dudosos del azar porque ya han invitado al vecindario a festejar en los casinos, los desprecios se hacen patentes, porque los bolívares corren a chorros y, es que los ingleses están llenando los bodegones de la oligarquía venezolana y no quieren patas en el suelo en sus islas y menos migrantes. Los guarimberos colocaron tremendo portón en el acceso abierto para ir de Parque Valencia a Isabelica, precisamente a cincuenta metros de un CDI, es que lo que nos pasa de guarimberos no se hable, están apadrinados por funcionarios del gobierno y apago la televisión cada vez que el presidente habla de la guarimba y los hechos acontecidos en el ciclo 2015- 18. Es para bobos.

Yo tengo un año que no como caraotas por su precio inflado y debo lavar frijoles hasta no dar más, son doce lavadas para no atarantarme con una bacteria. Ahora, la dieta popular del venezolano es de productos importados ingleses y lo encontramos en cualquier bodegón o supermercados de los poderosos. Es que hay una ineptitud nacional de parte de empleados institucionales que manejan sus instrumentos internos de poder y, de verdad ya a nadie le interesa los sacrificios de Bolívar, Carlos Andrés Pérez y Hugo Rafael Chávez.

Es una dolorosa realidad y el pesimismo suma. Se han atrevido a enlazar la política con el petróleo y esto, ha traído una consecuencia negativa hacia la república. Han hipertrofiado nuestras riquezas y sistema de vida, la vertebración histórica del país ha rodado y nos ha dejado una mancha oscura en todo lo ancho de los ojos nacionales.

Hay una ola del mercantilismo angloamericano destruyendo el país y se han atrevido a sustituir nuestros símbolos y valores criollos por figuras exóticas. Primero vino Simón a emanciparnos de España, dejamos colar a los ingleses y ahora reparten en nuestra tierra, tarjetas en inglés, vendí tarjetas en carnaval, y navidad en La Plaza Bolívar de Valencia. Este país esta lleno de mentiras y el Libro Azul de Chávez se pierde en la identidad de sus dirigentes, esto, sí es traición a la patria, que debilidad

Hay comerciantes que negocian a espaldas del pueblo venezolano, incluso, son favorecidos con divisas de parte del gobierno nacional. Y no les importa encarecer productos básicos como limón. Naranjas, guayabas, coliflor, brócoli y aguacate.

Venezuela debe empujar hacia el futuro.  Pero, tenemos una representación de nuestro pasado en el área caribeña. En este sentido, el pueblo es la expresión fecunda en el área de una nación, así que reclamamos nuestros símbolos criollos y, lo más importante, tenemos bandera y escudo, a la vez, signos morales que nos dan un perfil del orden social y cultural que nos caracteriza.

Necesitamos darle continuidad a la democracia, y a toda una ideología. Pero, los británicos e iraníes nunca han sido nuestros amigos, sí hay alianzas como acuerdos, Nuestra política anterior a 1936 había degenerado en política tribal Hoy, estamos en ejercicio de una moderna dinámica, pero el personalismo y la ineficiencia nos ha hecho mucho mal, aunado al desprecio de países hermanos liberados por Bolívar, con su sacrificio propio.

No es el tiempo de fabricarnos una historia. Somos una raza de libertadores y una clara expresión de la fe primitiva.

Están los ingleses conspirando contra nosotros para apoderarse de nuestras riquezas.  Y copian la caricatura de los comunistas para igualarnos a ellos y burlarse de las conjuras.  Por lo tanto, nos ven como una caricatura de los comunistas. Pero, Estados Unidos también es atacada duramente, es que un espíritu de los cartees de la homogenización del poder desea abrir en este tiempo una tesis conspirativa para administrar la energía del mundo y llegar hasta el agua potable, que refleja un tarifado alto,

Estamos ante una guerra fantasma, los carteles aplican una guerra represiva y busca debilitar a los Estados Unidos de Norteamérica y, lo vemos en las recientes elecciones presidenciales y Joe Biden debe cuidar sus pisadas muy bien y las negociaciones con el Cono Sur deben ser encaminadas hacia la libre empresa, pero, con una gran disciplina. Trump remonto los negocios de USA, dio empleos y se espera una razón sobre las interrogantes que se abrieron sobre su candidatura y elecciones.

Lo cierto, es que ya Inglaterra no es el dominador del mundo. Hay un nuevo orden mundial. Que descifra la libertad de los pueblos.

 

 

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS