Bolivia cierra 2018 con logros importantes en su economía

La nación del altiplano ocupaba el último lugar en Sudamérica en crecimiento económico, sin embargo, se ha convertido en un país de progreso constante y con mucho futuro, destacó el vicepresidente, Álvaro García Linera, a medios estatales.

El pueblo y el Estado construyen con su trabajo diario un país mejor, con mucha esperanza y oportunidades para las nuevas generaciones.

En opinión del vicemandatario, ‘el secreto del crecimiento boliviano es una mezcla de tres cosas: mercado interno, mercado externo y distribución de la riqueza, papel del Estado en la economía’.

García Linera resaltó la obtención del primer lugar en crecimiento económico en América Latina como el primer gran logro del modelo implementado en 2006 por el Gobierno de Evo Morales.

El Producto Interno Bruto (PIB) creció al 4,3 por ciento en 2016, 4,2 por ciento en 2017, este 2018 al 4,5 por ciento y la proyección para el año próximo es de 4,3 por ciento, índices reconocidos por todos los organismos internacionales.

Como el segundo gran logro, la autoridad detalló el nuevo tamaño de la economía, ‘más de 40 mil millones del PIB contra los nueve mil 574 de 2005, año en el que se cerró el ciclo de los Gobiernos neoliberales’, afirmó.

Otro pilar importante es el aumento del ahorro interno, que llegó a 174 mil 953 millones de bolivianos (25 mil 308 millones de dólares aproximadamente), en comparación a los 29 mil 424 millones de 2005 (unos cuatro mil 256 millones de dólares).

El cuarto logro económico nacional es las nuevas reservas de hidrocarburos, con un índice de vida de 14 años y que significan al menos 70 mil millones de dólares, los cuales apuntalarán el desarrollo del país.

Asimismo, se destaca el aumento del ahorro interno, las nuevas reservas de hidrocarburos, la producción de etanol y la industrialización del litio.

También, la conformación de una empresa mixta con una compañía alemana para la producción de hidróxido de litio, de magnesio, sulfato de magnesio y de sodio, además de cátodos y baterías.

Como el séptimo logro, resalta la baja deuda externa, relacionada al tamaño del PIB de 23,1 por ciento en la actualidad contra el 51,6 por ciento de 2005.

Además, resultó vital el incremento de la energía renovable y de las ganancias del sector privado.

Finalmente, aseguró que el crecimiento de la agricultura es el décimo logro, pues se ha logrado una producción de más de 13 millones de toneladas en una superficie de 2,5 millones de hectáreas.

Para García Linera, ‘la Bolivia de ayer era de atraso y pobreza absoluta, de estancamiento, la que tenemos hoy es de progreso, que con mucho entusiasmo se va construyendo bienestar’.

.

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS