Boicot al concierto de la sargento Noa en Gijón

Ayer un espacio cultural del pueblo de Gijón,&nbsp

como es el Teatro Jovellanos, que nos pertenece a todos los gijoneses,

se encontraba protegido por la Policía Nacional, para impedir que se pudiese boicotear un concierto de la cantante israelí Noa, que ha dejado de ser defensora de la paz para convertirse en cómplice de la política de su país. El pacifismo es un sentimiento que no tiene fronteras, no un disfraz para promocionar su carrera profesional, y en momentos puntuales los/las cantantes “pacifistas” pueden quedar en evidencia, como le ha ocurrido a Noa, al comprender y justificar en este caso el genocidio cometido en Gaza.

La concentración pacifica en favor del boicot a Israel, y a cuanto representa su política genocida, representada en este caso en Noa, tuvo lugar a las 20 horas frente a las puertas del Teatro Jovellanos.

Noa llegó a afirmar durante los recientes bombardeos dirigiéndose a los palestinos “….esta bestia llamada Hamas que los ha aterrorizado y asesinado, que ha convertido a Gaza en un basural lleno de pobreza, enfermedad y miseria. Sólo puedo desearles que Israel haga el trabajo que todos necesitamos que se haga, y finalmente los LIBERE de ese cáncer, de ese virus, de ese monstruo llamado fanatismo, hoy llamado Hamas“.

Se olvida Noa de que “ese monstruo” es una creación de Israel; ¿quién mata a quién?, ¿quién ha asesinado recientemente&nbsp a 1.414 palestinos, de los que 418 eran niños y 123 ancianos?.

Creo que el Ayuntamiento de Gijón debería de haber suspendido el concierto de Noa,

por coherencia, y para evitar justificar indirectamente el genocidio ocurrido en Gaza;

al margen de las palabras de condena, la izquierda debe de tener gestos, y en este caso han quedado en evidencia;

pero ya sabemos que la sensibilidad por las matanzas masivas es pasajera, y pronto se olvida.

Mi aportación ha consistido en estar presente de forma activa en la concentración, para contaros lo ocurrido con imágenes y palabras, y en matizar una entrada que publiqué el 24/7/2007 cuando aún creía en Noa.

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS