Bilbobar

La cultura impositiva del vino-gin-ron y demás chupitos

Publicidad

Suma de entidades socioculturales, presentadas sin orden de prelación: Librerías + Bibliotecas + Galerías de arte + Museos + Conservatorios + Salas de música + Periódicos + Revistas + Escuelas públicas + Colegios privados + Universidades + Salas de cine-Teatros + Emisoras de radio y algún etcétera más. Todas ellas dan puestos de trabajo a un nutrido número de hombres y mujeres. Siendo grande la lista de empleados, se queda en nada, si la comparamos con la suma de empleados que conforman la nómina en restaurantes y, en su mayoría, bares. Las dos sumas están ubicadas en el País Vasco, en un lugar llamado Bilbao.

No es extraño que el gremio hostelero suspirara porque llegara pronto la desescalada.

Esa prisa es un insulto a la inteligencia, descubriendo, a través de la comparativa, cómo la cultura del vino-gin-ron y demás chupitos se alza impositiva por encima de otros valores.

Debido a la inmensa troupe de bar-adictos, le sentaría bien un cambio de nombre a la ciudad. Para eso está la historia. Alguien ha dicho que la historia vale lo mismo para un roto que para un descosido. Por ella sabemos que en sus orígenes Bilbao se llamaba, en lengua vasca, Bilbo. Shakespeare habla en sus escritos de los bilboes, en referencia al hierro proveniente de las minas de esta zona.

De vuelta a los días del hoy mismo y sin dejar al bardo inglés de lado, qué lástima no poder preguntarle si vería bien llamar a la ciudad, dados los hechos descritos, llamarla, digo, Bilbobar.

Como no hay respuesta por la mala mar en las costas británicas, imaginemos una precisión más, en tono shakesperiano: “Digno nombre para honra de comilonas y chupitos, tan del gusto de gran parte de los bilbaínos”…

Nota: en relación con las cuchipandas, advertía Mark Twain: “De poco sirve tener el estómago lleno, si la cabeza está muerta de hambre”.

***

            Delirio del anterior confinado: Me gustan los pájaros, el mar y el aire, porque son de todos y de nadie.

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More