¡Basta ya de masacres en Gaza!

Desde el miércoles vuelve a tener lugar en Gaza un nuevo crimen contra la humanidad de manos del gobierno israelí, que no solo mantiene ocupados y bloqueados los territorios palestinos en su conjunto, sino que con demasiada frecuencia lanza ataques indiscriminados y sanguinarios contra la población civil de la Franja. A esta hora son casi una veintena los cuerpos sin vida y más de 200 heridos y heridas fruto de los incesantes bombardeos, ataques aéreos, marítimos y desde tanques (entre las víctimas hay un bebé de 11 meses, varios de menos de 12 años y una joven embarazada).

Queremos condenar, no solo la impunidad con la que vuelve a matar el estado israelí, sino la complicidad con la que actúa la comunidad internacional, bien apoyando con total desfachatez la masacre o bien desviando cobardemente la mirada hablando con un lenguaje ambiguo que sirve para condenar a muerte a mujeres, hombres e infancia. Debe acabar la hipocresía de hablar de derechos humanos y llenarse la boca de buenas palabras e intenciones y, cuando llega la hora de llevar esas ideas a la práctica, hacer oídos sordos o colaborar con los genocidas.

En todo el mundo, la sociedad civil vuelve a manifestarse en solidaridad con el pueblo de Gaza a pesar de la pasividad de sus gobiernos. En el caso del Estado Español la cruda realidad nos dicta que no podemos esperar nada de una casta que no va a mover un dedo por gente a miles de kilómetros de distancia si ni siquiera tiene compasión por los más débiles y desfavorecidos de su país. Vuelve a ser la sociedad civil la que no quiere ser cómplice de una matanza y vuelve a dejar en evidencia a unos cargos, llamados ‘diplomáticos’.

Hoy a las 18h hay una concentración en Madrid frente a la embajada israelí y en Barcelona hay otra el sábado 17 a las 12h en la Plaça Sant Jaume a las que se suman las colectividades e individuos en solidaridad con el pueblo palestino. Estas concentraciones se repetirán si las amenazas y la masacre del gobierno israelí continúan.

No dejaremos de recordar que eso constituye un crimen bajo la ley internacional tipificado en la IV Convención de Ginebra como castigo colectivo y que constituye un crimen de lesa humanidad, por el cual el Estado de Israel debería estar sentado en los tribunales penales internacionales, si es que alguna vez firmara su adhesión a cualquier tratado que velara por la paz.

Toda motivación para matar personas es maquiavélica (conseguir votos de caras a las próximas elecciones, mostrarse despiadado y fuerte frente a los países vecinos…) pero que el gobierno israelí lo haga repetidamente es un comportamiento enfermo y criminal abocado a un callejón sin salida.

Condenemos la masacre. Difunde y participa los actos de condena para obligar a nuestro gobierno y al estado israelí a parar los ataques.

Enlace con el artículo

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS