Baleares: el gobierno del cambio incrementa la privatización de la diálisis

Hace escasas semanas se produjo la inauguración, en el hospital privado Juaneda Miramar de Mallorca, de una unidad de hemodiálisis. El director de Asistencia Sanitaria del IbSalut, Nacho García, estuvo presente en la inauguración, reflejo de la buena sintonía existente entre los directivos del IbSalut y la patronal privada UBES. Esta unidad privada va a atender a pacientes derivados por el Servei de Salut gracias a la adjudicación de un concurso de diálisis del Ibsalut el pasado junio.

En el mismo acto de inauguración, se anunció que “un especialista de nefrología de la sanidad pública supervisará y ayudará a realizar el seguimiento de los pacientes”, aspecto que cuanto menos nos genera interrogantes. El gobierno Balear debería de aclarar en qué consistirá esta “colaboración” con el sector privado, y por qué no garantiza desde los centros públicos la asistencia a estos pacientes.

La medida es una bomba en la línea de flotación del servicio de nefrología del hospital de Son Espases, que en la actualidad, sin estar rentabilizado al 100 %, pasará a derivar parte de sus pacientes al nuevo centro privado. La política de recortes de personal ha provocado que en muchas ocasiones se sature la unidad de agudos con enfermos crónicos, o se movilicen pacientes a otras salas y turnos, o no se pueda dializar a los pacientes en la UCI.

También, existía un turno nocturno con cuatro puestos de diálisis que ha sido cerrado, lo que previsiblemente acabará forzando la derivación de aquellos pacientes cuyo horario laboral les impedía acudir en otros turnos, al centro privado.

Por lo tanto, y en contra de lo que el gerente del hospital aseveró a la prensa local (“ningún paciente que se esté dializando en Son Espases se remitirá a los conciertos privados”), parte de los pacientes que se dializaban en Son Espases, han sido derivados forzosamente al centro privado. Entre los trabajadores cunde el miedo por el desmantelamiento progresivo de la unidad, ya que la plantilla se va reduciendo desde hace años. Por el lado de los pacientes, los más veteranos han percibido claramente el deterioro de la asistencia en la pública, pero aun así la prefieren.

Ante la situación actual, se han negado a ser derivados a la privada, han reclamado su derecho a dializarse en la pública, y han creado una plataforma por la defensa de la diálisis en la sanidad pública (DEDISAP). Defienden mejorar las instalaciones de Son Espases, ya que aunque el hospital se abrió hace apenas 6 años, hay mucho sitio sin aprovechar y el espacio que usan para atender a los pacientes es insuficiente e incómodo. También denuncian la falta de personal, tanto de auxiliares como de enfermeras y médicos.

Es necesario recordar a los partidos políticos y grupos sociales de Baleares, que la derogación de la ley 15/97, y la eliminación del artículo 90 de la Ley General de Sanidad (que permite establecer conciertos privados mientras los centros “públicos” están infrautilizados en muchas franjas horarias), son absolutamente imprescindibles para mantener un sistema sanitario con una mínima calidad y a salvo del ánimo de lucro.

Es significativo el silencio de las asociaciones de pacientes renales ante esta nueva privatización, así como el de otros colectivos que dicen defender la Sanidad Pública. Las subvenciones económicas, o en infraestructuras que reciben estos grupos, explican estos silencios, y es que desde CAS siempre hemos defendido la necesidad de la prohibición de cualquier tipo de subvención por parte de la Administración Pública, tanto a las asociaciones de pacientes, como a las de “defensa de la sanidad pública”, única forma de garantizar la autonomía e independencia.

En definitiva, en lugar de potenciar la diálisis en los hospitales de gestión “pública”, el “gobierno del cambio” de Baleares está en la práctica siguiendo la misma línea de trasvase de dinero público a empresas privadas que en su día criticó al PP, descapitalizando los centros “públicos” y aumentando los conciertos privados.

Coordinadora Antiprivatización de la Sanidad, abril de 2017

http://www.casmadrid.org/comunicados/baleares.pdf

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS