Badalona: Ataque xenófobo de vecinos y vecinas a una familia nigeriana que ocupaba piso con un bebé

Publicidad

Una treintena de vecinos de Badalona agredieron el pasado martes a una familia nigeriana con un bebé que ocupaba un piso en el barrio de Sistrells, a la que arrojaron piedras y vejaron con insultos racistas, un caso en el que la Guardia Urbana ya los ha denunciado por posible ocupación ilegal.

Fuentes policiales han confirmado a Agencias  que los hechos sucedieron el 25 de febrero hacia las 20.30 horas, cuando una treintena de vecinos «muy alterados» comenzaron a increpar al matrimonio y a arrojar piedras contra el piso en el que residían, una planta baja de la calle Estrella.

Los gritos de la muchedumbre, que trataba de forzar la salida de la familia, alertaron a residentes de fincas colindantes, que llamaron a emergencias hasta que varias dotaciones de la Guardia Urbana de Badalona y los Mossos d’Esquadra se personaron en el lugar.

Tal como recoge un vídeo grabado por una vecina, los congregados gritaron expresiones racistas, así como «nos están atentando» o «qué vergüenza que los defendáis».

De acuerdo con testigos, los vecinos también les espetaban «iros a vuestro país», «venís a quedaros con las ayudas» o «no pagamos impuestos para que vengáis y nos robéis».

Los mossos levantaron dos actas por falta de respeto a agente de la autoridad, mientras que la familia fue atendida por el Centro de Urgencias y Emergencias Sociales de Barcelona (CUESB), a pesar de que finalmente pasó la noche con unos conocidos en Santa Coloma de Gramenet.

Aunque el alcalde, Álex Pastor, ha condenado la agresión, la Guardia Urbana ha puesto el caso a disposición judicial para investigar si la familia ha incurrido en un delito de ocupación ilegal.

«Unos vecinos con conductas indeseables echaron a una familia con bebé del piso que ocupaban. La ocupación ilegal no está permitida pero lo que no debemos tolerar NUNCA es la violencia o la discriminación al diferente. Lamentable suceso», ha señalado el Twitter.

No obstante, fuentes municipales han explicado a Efe que el Ayuntamiento tiene intención de personarse como acusación particular si la investigación concluye que los agresores podrían haber incurrido en un delito de incitación al odio, racismo o a la xenofobia.

La agresión ha generado revuelo en la ciudad y varias entidades sociales como SOS Racisme, Unitat Contra el Feixisme i el Racisme (UCFR) o el Sindicat de Llogateres, así como representantes de formaciones políticas como Guanyem Badalona en Comú están preparando una concentración unitaria de rechazo que se llevará a cabo este fin de semana, ha infor,mado la agencia EFE.

Fuente: Agencias/ LV/ Twitter

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More