Arrimadas y Rivera mienten: la mujer agredida en el incidente del parque de la Ciutadella no tiene la nariz rota

Publicidad

Tres fuentes sanitarias diferentes confirman a la Directa que no se diagnosticó fractura nasal o lesión ni se intervino quirúrgicamente la esposa del militante de Ciutadans. Aún así, los dos dirigentes del partido no han rectificado sus afirmaciones

Estupefacción entre el personal del Hospital del Mar cuando vieron en rueda de prensa de Inés Arrimadas afirmando que una mujer atendida el mediodía del 25 de agosto al servicio de Urgencias de este centro sanitario sufría una fractura nasal. Hasta tres fuentes sanitarias diferentes han desmentido a la Directa sus palabras. No se le diagnosticó que tuviera ninguna lesión ni fractura nasal, ni se le intervino quirúrgicamente, tal y como aseguró Albert Rivera después de tuitear: “Vamos a denunciar ante la Fiscalía la agresión por delito de odio del separatista xenófobo que le partió a Lídia la nariz delante de sus hijos por quitar lazos amarillos en Barcelona”. El presidente de la formación naranja se manifestaba así después de que la líder del partido en Cataluña en comparecencia urgente desde Jerez de la Frontera convocara una manifestación en solidaridad con la mujer y aprovechara para manifestar: «teniamos razón cuando llevábamos años diciéndo que esto IBA a generar una grave fractura social, la fractura social en Cataluña ya es una realidad «.

A la mujer atendida el mediodía del 25 de agosto al servicio de Urgencias del Hospital del Mar no se le diagnosticó que tuviera ninguna lesión ni fractura nasal, ni se le intervino quirúrgicamente, tal y como aseguró Albert Rivera

Arrimadas y Rivera, pues, mintieron ante los medios de comunicación y tres días después no han rectificado ninguna de sus afirmaciones. El propio marido de Lidia -la supuesta víctima-, que milita en Ciudadanos, ha reconocido en declaraciones a Antena 3 que «finalmente no le rompieron la nariz». Del resultado lesivo del incidente sólo trascendieron imágenes donde se veía la mujer caminando por dependencias hospitalarias, mostrando su espalda y evitando planos de la cara. El departamento de Comunicación Corporativa del Parque de Salud MAR no quiso confirmar ni desmentir ninguna información atendiendo a la Ley de Protección de Datos y al hecho de que la mujer no les ha autorizado para dar detalles.


En duda el móvil político

Las dos partes implicadas en la pelea a las puertas del parque de la Ciutadella afirmaron sábado por la noche que el incidente no se había originado por la retirada de los lazos amarillos sino por el hecho de que los hubieran lanzado al suelo y la calle estuviera sucio. «Se enojó no porque quitara lazos, se enojó porqué estaba todo el suelo sucio, no solo de lazos tambien habia hojas», afirmó el marido de Lidia desde el Hospital del Mar en declaraciones en Las Voces del Pueblo, un medio de comunicación que suele dar voz a grupos de extrema derecha. Al día siguiente, sin embargo, el hombre matizó sus palabras y aseguró que estaba convencido del origen político de la agresión. JBG, el presunto agresor, coincidió en la explicación: «no fue por los lazos amarillos, sino porque los tiraban al suelo», y asegurando que fue él quien recibió una patada en los testículos antes de darle una bofetada a la mujer. En relación a los insultos xenófobos que habría proferido JBG -según el testimonio del marido de la supuesta víctima-, el presunto agresor les ha querido desmentir. Los Mossos identificaron todas las personas implicadas en el incidente y las invitaron a denunciar los hechos en comisaría. El mismo día el hombre implicado en el incidente prestó declaración y denunció la mujer ante los Mossos, tres días después de los hechos la mujer ha presentado denuncia en una comisaría de la Policía Nacional española. Los Mossos identificaron a todas las personas implicadas en el incidente y las invitaron a denunciar los hechos en comisaría. El mismo día el hombre implicado en el incidente prestó declaración y denunció la mujer ante los Mossos, tres días después de los hechos la mujer ha presentado denuncia en una comisaría de la Policía Nacional española. Los Mossos identificaron todas las personas implicadas en el incidente y las invitaron a denunciar los hechos en comisaría. El mismo día el hombre implicado en el incidente prestó declaración y denunció la mujer ante los Mossos, tres días después de los hechos la mujer ha presentado denuncia en una comisaría de la Policía Nacional española.


Arrimadas i Rivera van mentir: la dona agredida en l’incident del parc de la Ciutadella no té el nas trencat

Tres fonts sanitàries diferents confirmen a la Directa que no es va diagnosticar fractura nasal o lesió ni es va intervenir quirúrgicament l’esposa del militant de Ciutadans. Tot i així, els dos dirigents del partit no han rectificat les seves afirmacions

Estupefacció entre el personal de l’Hospital del Mar quan van veure en roda de premsa d’Inés Arrimadas afirmant que una dona atesa el migdia del 25 d’agost al servei d’Urgències d’aquest centre sanitari patia una fractura nasal. Fins a tres fonts sanitàries diferents han desmentit a la Directa les seves paraules. No se li va diagnosticar que tingués cap lesió ni fractura nasal, ni se la va intervenir quirúrgicament, tal i com va assegurar Albert Rivera després de tuitejar: “Vamos a denunciar ante la Fiscalía la agresión por delito de odio del separatista xenófobo que le partió a Lídia la nariz delante de sus hijos por quitar lazos amarillos en Barcelona”. El president de la formació taronja es manifestava així després que la líder del partit a Catalunya en compareixença urgent des de Jerez de la Frontera convoqués una manifestació en solidaritat amb la dona i aprofités per manifestar: “Teníamos razón cuando llevábamos años diciendo que esto iba a generar una grave fractura social, la fractura social en Catalunya ya es una realidad”.

A la dona atesa el migdia del 25 d’agost al servei d’Urgències de l’Hospital del Mar no se li va diagnosticar que tingués cap lesió ni fractura nasal, ni se la va intervenir quirúrgicament, tal i com va assegurar Albert Rivera

Arrimadas i Rivera, doncs, van mentir davant dels mitjans de comunicació i tres dies després no han rectificat cap de les seves afirmacions. El propi marit de Lídia –la suposada víctima–, que milita a Ciutadans, ha reconegut en declaracions a Antena 3 que “finalment no li van trencar el nas”. Del resultat lesiu de l’incident només van transcendir imatges on es veia la dona caminant per dependències hospitalàries, mostrant la seva esquena i evitant plànols de la cara. El departament de Comunicació Corporativa del Parc de Salut MAR no ha volgut confirmar ni desmentir cap informació atenent a la Llei de Protecció de Dades i al fet que la dona no els ha autoritzat per donar-ne detalls.


En dubte el mòbil polític

Les dues parts implicades en la baralla a les portes del parc de la Ciutadella van afirmar dissabte al vespre que l’incident no s’havia originat per la retirada dels llaços grocs sinó pel fet que els haguessin llançat a terra i el carrer estigués brut. “Se enojó no porque quitara lazos, se enojó porqué estaba todo el suelo sucio, no solo de lazos también había hojas”, va afirmar el marit de Lídia des de l’Hospital del Mar en declaracions a Las Voces del Pueblo, un mitjà de comunicació que acostuma a donar veu a grups d’extrema dreta. L’endemà, però, l’home va matisar les seves paraules i va assegurar que estava convençut de l’origen polític de l’agressió. J.B.G., el presumpte agressor, va coincidir en l’explicació: “no va ser pels llaços grocs, sinó perquè els tiraven al terra”, i assegurant que va ser ell qui va rebre una puntada de peu als testicles abans de donar-li una bufetada a la dona. En relació als insults xenòfobs que hauria proferit J.B.G. –segons el testimoni del marit de la suposada víctima–, el presumpte agressor els ha volgut desmentir. Els Mossos d’Esquadra van identificar totes les persones implicades en l’incident i les van convidar a denunciar els fets a comissaria. El mateix dia l’home implicat en l’incident va prestar declaració i va denunciar la dona davant dels Mossos d’Esquadra, tres dies després dels fets la dona ha presentat denúncia en una comissaria de la Policia Nacional espanyola.

Arrimadas i Rivera van mentir: la dona agredida en l’incident del parc de la Ciutadella no té el nas trencat

También podría gustarte

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More