Argentina. Neuquen – Repudio al hostigamiento hacia la comunidad mapuce Winkul Newen

Por APCA

El martes 29 de septiembre ha sido la fecha límite que la Justicia neuquina ha impuesto para que la comunidad mapuce Winkul Newen “de pruebas“ y razones para impedir un nuevo intento de usurpación del territorio ancestral, esta vez por parte de la empresa YPF.

Ubicada en el Paraje Portozuelo Chico, entre Zapala y Cutral Co, en los últimos años, la comunidad se ha convertido en el objetivo sensible de la justicia petrolera de Zapala.

Militariziación del espacio territorial, represiones, reiterados intentos de desalojos, criminalización, judicialización, calumnias, difamaciones, actitudes racistas, exposición de niños a violencia y stress psicológico, abandono de personas (niños y ancianos víctima de violencia), robos de los animales que constituyen el medio de vida… y seguramente mucho más es el modo adoptado por la in-Justicia y el mal-gobierno provincial para relacionarse con esta comunidad originaria.

Frente a este tipo de trato, que ninguna institución pública debería tener, especialmente hacia personas herederas del exterminio y de la colonización, nos paramos respaldando a la comunidad, visibilizando las reales intenciones de la corporación Gobierno-Justicia-Petrolera.

El racismo que se genera como efecto de estas políticas es el reflejo de la miseria de los políticos y funcionarios del MPN (movimiento popular neuquino), que desde hace décadas trabajan a sueldo de las petroleras. Algunos lo hacen desde el poder gubernamental y otros desde las burocracias sindicales, sin contar los electores que, con la expectativa de conseguir un sueldo petrolero, por miedo o conveniencia avalan todo, aumentando el consenso que les dará legitimidad.

La última reunión de la OFEPHI en Neuquén ha confirmado este tipo de actitud también a nivel nacional, donde Scioli mismo ha apoyado este modelo de estafa, que mantiene en vida una economía artificial del precio del barril a 77 dólares, para complacer las ganancias de la industria, cobrándole este privilegio al pueblo. Creemos que existe una política premeditada para afianzar la presencia de las empresas encargadas de definir las economías en nuestros territorios, aunque esto signifique un suicidio masivo.

Una vez más confirmamos nuestra solidaridad incondicional por las prácticas de vida, las metodologías políticas, las decisiones estratégicas, el trato y la importancia de que la acción de estos referentes mapuce, ha podido detener de forma concreta el avance de la frontera petrolera en el contexto de un territorio más amplio, que se ve cada día más perforado, saqueado y contaminado por mano de la industria hidrocarburifera. Hasta ahora el bloqueo ha representado la más rápida y eficaz manera para que las empresas extractvistas tanto transnacionales como nacionales no avancen en los territorios. La acción de la comunidad Winkul Newen se puede inscribir en la línea de las experiencias de las Asambleas ciudadanas de Famatina con La Lumbrera, de La Rioja con las minas de Uranio de la Comisión Nacional de Energía Atómica y de Córdoba con el doble Bloqueo a la planta de Monsanto y a la multinacional de seguridad Prosegur. Esta manera de encarar los conflictos territoriales, constituye y construye luchas genuinas, donde cada reacción del poder puede generar nuevos nexos solidarios, ampliar y unificar los frentes de lucha que ya existen.

Por eso es que la manera que tiene el poder de gestionar conflictos territoriales en otros lugares de la provincia debe ser una alarma para las ciudadanía. Nos referimos a los proyectos de “construcción de consenso, prevención y transformación de los conflictos” que hace pocas semanas se han debatido en la Comisión Hidrocarburos de la Legislatura neuquina, y también a las extrañas alianzas logradas por algunos autoreferenciados “dirigentes indigenas“ que responden a internas de la cupula del MPN y dejan de lado la defensa y preservación del territorio ancestral.

Por otro lado tanto el Fiscal General Gerez, quien ha desempeñado algunas de sus funciones de la mano del FBI, como el Ministro de Coordinación de Gabinete, Seguridad y Trabajo Gastaminza, que en los últimos tiempos prometió más y más policías por la provincia de Neuquén, nos parecen personajes que más que soluciones traen problemas. La Responsabilidad Social Empresarial implementada por las corporaciones, siempre está dirigida a la recolonización de los territorios en que vivimos. Pocos se llenan el bolsillo, y todos vamos sufrir los impactos ambientales y las consecuencias ecológicas y políticas de este tipo de entrega arancelada!

En este contexto se destacan las luchas como las de la comunidad Wincul Newen y los logros que han alcanzado a costas de más atropello e injusticia para su pueblo. No debemos olvidar quiénes son realmente los usurpadores, ya que este territorio viene siendo invadido desde la ”campaña al desierto“ que derramó la sangre del pueblo mapuce. Hoy la campaña y la “conquista” las asume la “justicia”, que se constituye en brazo servil de los poderes económicos y políticos.

En este sentido la nueva intimación a miembros de la comunidad, es un intento encubierto para expulsarlos del territorio con el que se tiene una íntima relación cultural y espiritual. O acaso obligarlos a aceptar silenciosamente la destrucción de la biodiversidad en las que existen vínculos de hermandad que ha permitido la vida allí. Ambos condicionamientos obligan a soportar las consecuencias de la contaminación que produzca YPF.

Una vez más llamamos a todxs a sostener activamente esta lucha en contra de la CONTAMINACIÓN Y DEL SAQUEO, junto a la Comunidad Winkul Newen, que puso freno en su territorio, a la ambición de petroleras y funcionarios.

Convocamos a expresarse solidariamente y denunciar los actos de Injusticia del Poder Judicial sobre la comunidad.

Repudiamos el hostigamiento ejercido por funcionarios de la justicia de Zapala hacia los compañeros Relmu Ñamku, Martìn Maliqueo y Mauricio Rain, al definir medidas que favorecen el ingreso de YPF al territorio comunitario, a pocos días de estar previsto un juicio en su contra.

En este contexto

“la justicia NO SIRVE para que se haga JUSTICIA, sino sirve precisamente para EVITAR que la halla!
Junto a los hermanos mapuce decimos:
MARICHI WEW!! Diez veces Venceremos !!!!
NO PASARAN!!

Asamblea Permanente del Comahue por el Agua – 29 de Septiembre 2015

-->
COLABORA CON KAOS