Argentina. Los “cambios” que ya está anunciando Macri apuntan a la protesta social y a los medios

12

El presidente electo admitió que como hizo en la Ciudad de Buenos Aires con la Ucep, en el teatro San Martín o el Borda, no aceptará la protesta social. Mauricio Macri dijo que la Metropolitana sabe lo que significa “el valor de aplicar la ley”

Macri dijo “creo en el diálogo”, aunque advirtió que “aquellos que crean que van a usar el piquete como extorsión, van a estar en problemas, porque vamos a actuar con el valor de la ley”.

En una entrevista que le concedió al diario Clarín, el líder de Cambiemos habló de tolerancia cero para con los piquetes y la protesta social. Y se jactó de que la Metropolitana sabe lo que significa “el valor de aplicar la ley”.

Sí, recordás bien. Es la misma policía que aplicó ese valor en el Indoamericano, el teatro San Martín y en el hospital Borda.

Medios: Lombardi dijo que seguirá Tecnópolis, Paka Paka y Encuentro, pero no el programa 6,7,8

Lo ratificó el propio presidente electo, Mauricio Macri y su titular de Cultura, Hernán Lombardi quien quedará al frente del Sistema Nacional de Medios Públicos y la TV Pública.

El actual ministro de Cultura porteño, Hernán Lombardi, estará a cargo del Sistema Nacional de Medios Públicos, según anunció el presidente electo, Mauricio Macri, quien prometió que “no va haber” un programa “6,7,8 ni 8,7,6” en el canal de televisión estatal.

Lombardi, que está al frente de la cartera de Cultura desde la asunción de Macri en la Ciudad en 2007, reemplazará al cineasta Tristán Bauer, y será el responsable de administrar la TV Pública, las emisoras AM y FM de Radio Nacional, la agencia de noticias Télam, el Canal Encuentro y el infantil Paka-Paka.

“Hernán Lombardi administrará todos los medios públicos. Tendrá rango de ministro y se va a ocupar de todo el sistema de medios. No va a haber 6,7,8 ni 8,7,6”, expresó Macri.

Tecnópolis

Además, el titular de Cultura pidió hacerse cargo de Tecnópolis, el centro de eventos que hoy depende de la Secretaría General de la Presidencia y que se instaló en Villa Martelli, partido de Vicente López, al norte del Conurbano.

Lombardi explicó también que una definición “de valores: el primero será la pluralidad, la tolerancia y el respeto para que todas las voces tengan lugar” al poner en valor el “noble oficio del periodismo”; y también de revisar “la calidad de la cultura que no tiene por qué ser elitista, pero sí de gran calidad”.

En diálogo con radio Del Plata, Lombardi explicó que será encargado de los medios públicos, pero también pedirá la administración de los canales Paka Paka y Encuentro (actualmente en la órbita del Ministerio de Educación), Tecnópolis -al que calificó como un lugar “valioso”- y el Centro Cultural Néstor Kirchner.

Centro Cultural Kirchner

Sobre este último, mencionó que “seguramente” enviarán un “proyecto de Ley al Congreso pidiendo restaurar lo que el mismo Néstor Kirchner propuso, es decir, que se llamara Centro Cultural del Bicentenario”; aunque aseveró que el ex mandatario “como cualquier presidente constitucional que fue electo por los argentinos, merece siempre ser reconocido”, sin embargo, juzgó que “ha habido una exageración con la toponimia”.

Para Lombardi, la decisión de Macri de “haber nombrado a Esteban Bullrich como ministro de Educación y ahora hablar de cómo poder construir medios públicos que sean de todos y no de algunos, del Estado y no del gobierno, es un orgullo” y lo pone “muy contento”.

Su perfil

Lombardi llegó a la gestión pública en 1999, cuando el entonces presidente Fernando de la Rúa lo designó al frente de la secretaría de Turismo.

Durante el gobierno de la Alianza ocupó también el cargo de interventor de la Administración de Parques Nacionales, y cuando De la Rúa unificó las secretarías de Turismo, Cultura y Deportes en un sólo ministerio, fue designado al frente de esa cartera.

Luego de ser candidato a gobernador de la provincia de Buenos Aires en 2003 por el partido Recrear para el Crecimiento, Lombardi se sumó a los equipos de trabajo de Mauricio Macri y fue designado como ministro de Cultura el 10 de diciembre de 2007, una vez que el presidente electo fue elegido jefe de Gobierno porteño.