Ansón el peligroso

Representando a todxs lxs que tienen que abandonar su casa para encontrar un lugar donde vivir en paz: hermanxs del sur, hermanxs de oriente, hermanxs del nordeste, hermanxs latinoamericanxs: nuestra casa es la vuestra: siempre lo ha sido y siempre lo será.

 

(Zombis que estéis leyendo: moved esas cabezas al compás de este ritmo mestixo que no podréis sacar de vuestrxs sucias mentes de zombis atrapadxs en las celdas letales de Control):


 


(Control mueve sus piezas. El tiempo (hace que) pasa, las cárceles se llenan: augurios del inminente ocaso del tirano. Control está nervioso. Control comete errores. Peones deshauciadxs vagan por el tablero con misiones absurdas –kamikazes. Camuflajes ridículos, fuegos artificiales ante mis ojos rojos. Veo el final de tu jugada torpe antes de que tu mano señale su objetivo al pobre puto zombi. Clic: objetivo fallido. Contraatako):


 

Luis María Ansón –zombi veterano, División Azul de Falsimedia– abandonó su puesto al frente de ABC para yebar a kavo una última misión a las órdenes directas de Control : introducir frecuencias ultrazombis en ese lobotomizador de ambiente (fábrika de koartadas) que es la Opinión Públika.

El nombre de su nave es puro hardcore, sutil de escalofrío: La Razón.

Su lengua zombi escupe baba zombi que hiela el pensamiento y dispara resortes –actitudes violentas aparecen: es la misión de Ansón.


 


Prueba número uno: el punchline de su arenga del 18 seis del 2milkuatro zombi –Kanela Fina:

«Está claro que Madrid sería una ciudad casi idílica sin la inmigración delincuente. En el ochenta por ciento de los delitos comunes ¬asaltos, violaciones, crímenes, tironeos, desvalijamientos de pisos y chalés¬ participan extranjeros. La ley de extranjería debe aplicarse sin contemplaciones. Y es necesario que las leyes penales caigan, con todo el peso del Estado de Derecho, sobre aquellos que con sus delitos ensombrecen la vida madrileña. Sólo así este Madrid insospechado y mestizo volverá a ser la ciudad alegre y confiada que hace poco más de cien años tenía menos habitantes que inmigrantes están hoy aquí empadronados.»

 


(Ofrecer al más débil como carnaza para el sakrificio: la previsible baba cojitranca de Luis María Ansón –la cizaña cobarde, venenosa, destinada al fracaso: todxs aquí sabemos donde está el enemigo. Todxs menos los zombis.)


 

Zombi: esta vez has metido la pata hasta el lado no-zombi de las líneas. Tu sucia demagogia puede causar problemas a algunx de nuestrxs hermanxs, y muchxs de ellxs ya tienen demasiados. No más impunidad: has pisado la Zona Prohibida y eso te hace perder la inmunidad: si la ternera empieza, tu serás el segundo infectado.

 

(Para que no lo entiendas: si algunxo de nuestrxs hermanxs sufre una agresión zombiracista tu serás el primero en nuestra lista de Responsables Direktxs. Muchxs de nosotrxs –galaxias enteras– iremos a buscarte. Serás desnudado en el centro de una plataforma giratoria sobre una torre de neón clavada en una ciénaga. Se te someterá a una depilación kompleta. Tu fiel zombi Gistau te coserá los anos hasta hacerlos herméticos. Tragarás por los ojos tirada tras tirada de tu propio periódico-excremento hasta que suene el boom: el zombi que explotó.

Y todo esto metafóricamente.)

Ahora el punchline tremendo:  la derrota de Expanya en el fútvol es la señal que los zombis esperan para lanzar de nuevo su baba represora. Colaboración con banda armada, mensajes proetarras, conexiones con terrorismo islámico: coartadas no les faltan. Cuando empiece el verano cerrarán nuestras páginas y encerrarán a varixs de nosotrxs en un intento zombi por anular nuestras reservas de energía. Será nuestra señal para pasar al siguiente nivel: hay que estar preparadxs: cada zarpazo zombi multiplicará por doce nuestras fuerzas.


 

(Punchline entre paréntesis es mensaje de paz: Sorel, Navarro, ¿qué estáis haciendo en territorio zombi?    ¿Sóis lo que parecéis o parece que sóis?)


 


Y a Control un vacile improvisado:

 

elásticx, plásticx, soy fantásticx: tus zombis menopáusicxs sufritán miedo escénico, pedirán baja médika, suplicarán un piko-sobredosis: típikxs zombis mikos, desertorxs patétikxs, makakos anuladxs, neutralizadxs, desintegradxs, mira como eyakulo sobre ellxs, mira cómo reciben: piden más, tendrán más. mis reservas son fiables: inabarcables, inagotables. mi néctar es tremendo, cien por cien antizombi. prepara tu garganta porque se acerca el día: la Descarga Letal con tu nombre grabado en la carcasa. escucha cómo silba tu final.

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS