Anguita ve un momento «único» que puede ser dilapidado si no se unen fuerzas entre todas las izquierdas

El ex coordinador general de IU Julio Anguita ha calificado de «único» el momento político que vive España tras las últimas elecciones, pero ha advertido de que, si no se actúa en consecuencia y se aprestan fuerzas y capacidades «a la forja del contrapoder», dicho momento «será dilapidado banalmente».

Anguita se ha pronunciado así a través de un mensaje grabado en vídeo durante un encuentro organizado en Oviedo, este pasado fin de semanas, bajo el lema «(Re) Unidxs» para buscar cauces de entendimiento entre Podemos e IU y al que ha asistido el también ex coordinador y fundador de la coalición Gerardo Iglesias junto a dirigentes del partido morado como su secretario de Relaciones con la Sociedad Civil, Rafa Mayoral.

Para el exalcalde de Córdoba, que ha intervenido como miembro del Frente Cívico Somos Mayoría que impulsa desde 2012, el resultado del 20D han configurado una situación en la que una parte de la izquierda, Podemos, «ha conseguido la proeza hasta ahora imposible de establecer una posición consolidada en las instituciones».

A su juicio el valor de este resultado reside en el importante potencial político que puede aportar «a la construcción de un proyecto plural de mayor envergadura, la Unidad Popular» para formar un gobierno alternativo en las elecciones de dentro de cuatro años.

Dicha unidad, ha apuntado, «es algo de mayor envergadura que la simple yuxtaposición de dos siglas: Podemos e IU» por mucho que ambas fuerzas puedan aportar en presencia institucional, militancia o experiencia de cuadros y lucha y es necesaria la confluencia de otros colectivos implicados en la movilización social y cultural.

Ese proceso debe afrontarse, según Anguita, desde una cultura «de paciencia, pluralidad y apertura de enfoques» exigible a todos los que apuesten por el proyecto de cambio y concretando programas, valores, actitudes y comportamientos «alternativos a lo existente».

Así, ha abogado por «repensar» lo que ha denominado «la cultura de la lucha y la movilización» para hacerla «más ágil, más eficaz, menos reiterativa» de forma que consiga romper su aislamiento «a causa de lenguajes, maneras y tics de cultura de la resistencia» dado si la mayoría social adquiere conciencia de sí misma y de su situación «es la única capaz de promover la alternativa»

«La cultura de la resistencia debe ceder paso a la cultura de Gobierno», ha advertido antes de incidir en que esa unidad popular «no puede centrarse básicamente en demandar del poder» sino en vencerlo democráticamente «creando otro propio y específico».

Así, ha abogado por plantear propuestas programáticas «inmediatas, de primera necesidad, factibles y aplicadas desde el primer día de Gobierno» dado que, ha apuntado Anguita, «gobernar es también luchar con el BOE y las instituciones».

Según sus organizadores, el acto, una tradicional espicha (reunión festiva) asturiana celebrada en una sidrería, pretendía ir «bastante más allá de ser un encuentro entre activistas de Podemos e IU» dado que no había sido organizado por ninguna estructura partidaria «y parte del respeto a la identidad de todas las organizaciones».

Al acto se han sumado varios diputados autonómicos de Podemos en Asturias así como el politólogo e histórico dirigente del PCE Manuel Monereo, autor de libro «(Des)unidos» prologado por Pablo Iglesias, junto a ex dirigentes de IU como Lara Hernández, que el pasado 5 de enero dimitió como secretaria federal de convergencia de IU.

Ante la celebración de este acto el portavoz de IU en la Cámara asturiana y ex coordinador general, Gaspar Llamazares, había considerado «legítimas» las iniciativas de este tipo y les había deseado «el mayor éxito» pese a que, afirmó, no se había contado ni con la dirección de la coalición en Asturias ni con su grupo parlamentario.

«Es más importante reconducir las relaciones institucionales y partidarias que las iniciativas de estas características», había advertido Llamazares antes de asegurar que IU defenderá sus ideas y sus proyectos y no discutirá «sobre ser o no ser sino sobre como ser más eficaces, mejores y más participativos».

Agencias

NOTICIAS ANTICAPITALISTAS