Aitzol Gogorza. Lectura e iniciativas

Publicidad

Aitzol Gogorza ha sido hospitalizado en 28 ocasiones como consecuencia de la grave enfermedad que sufre, dos de ellas durante la última semana. Aitzol ha emprendido dos huelgas de hambre durante el último año para denunciar que su enfermedad y la cárcel son incompatibles y para que le saquen de allí. La primera la emprendió en agosto y la mantuvo durante seis días. La segunda este pasado febrero y, tras pasar cinco días sin ingerir alimentos, la suspendió.

El hecho de que un preso enfermo tenga que tomar una medida tan dura como la de iniciar una huelga de hambre, es claro reflejo de la desesperanza impulsada por sus secuestradores, como también lo es de la tortura física y psicológica que emplean contra el preso. Clara prueba de esa tortura es la circular interna enviada por Instituciones Penitenciarias. En ella afirmaban que les mantendrán en prisión hasta que estén al borde de la muerte, cerrando las puertas a la posibilidad de que las enfermedades que sufren sean adecuadamente tratadas y a que lo hagan al calor de su familia.

Sin embargo, no podemos limitar la lucha por la libertad de l@s pres@s enferm@s a la reivindicación de los derechos humanos, ya que la decisión de de negarles el derecho a la salud y de asesinarles en prisión es una decisión política, y no sólo una medida de venganza. Los Estados tendrán mucho más fácil vulnerar los derechos de est@s pres@s si se impone la idea de que son terroristas, que si se impone la idea de que son militantes polític@s. La permisividad del pueblo respecto a la represión de los Estados será mayor si se impone que son asesin@s, mientras que, por el contrario, si son tomad@s como luchadores, las ganas por luchar por su libertad se aumentarán.

Igualmente, el Movimiento pro Amnistía y Contra la Represión es partidario de llevar a cabo dinámicas de presión a favor de la libertad de l@s pres@s enferm@s. Teniendo en cuenta que los juzgados centrales de España y Francia son los responsables de dar la libertad a est@s pres@s, y teniendo en cuenta que son tribunales políticos, tenemos claro que es imprescindible que el camino jurídico y la lucha popular vayan unidos, sin descartar en ningún caso la segunda opción.

En el intento por dar un impulso a esa lucha es donde se sitúan la concentración de 3 horas que llevaremos a cabo el 11 de marzo frente a la cárcel de Basauri, y la marcha a la cárcel de Soto del real del día 18 de marzo.

Para terminar, debemos subrayar que para que no se produzcan más presos, deportados y refugiados enfermos, se nos hace imprescindible la consecución de la amnistía. Quienes hoy están san@s mañana pueden estar enferm@s como consecuencia de la desasistencia médica que padecen. Errepresaliatu gaixoak askatu! Amnistia osoa!

En Euskal Herria, a 1 de marzo de 2017.
Movimiento Pro Amnistía y Contra la Represión.

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More