Advierten que faltan más de 2.700 médicos para Atención Primaria y Pediatría en el Estado español

Publicidad

Piden más inversión, más plazas MIR, que las condiciones laborales sean más atractivas, que se acabe con la temporalidad y también con el éxodo de profesionales cualificadas a otros países.

Y estas reivindicaciones las plantean en el Día Nacional de la Atención Primaria (AP), en un acto conmemorativo, que ha clausurado la ministra de Sanidad, Dolors Montserrat, quien ha anunciado que el próximo Consejo Interterritorial de Salud se reunirá el día 24.

En ese Consejo, y tal y como se comprometió ayer la ministra con el Foro de la Profesión Médica, se planteará modificar el reglamento de funcionamiento del Consejo Interterritorial para que médicos y enfermeros «tengan voz» en este órgano, en el que están presentes los consejeros autonómicos del gremio.

Lo ha recordado la ministra, que hoy ha querido hacer un reconocimiento a los más de 34.000 médicos de cabecera y pediatras (28.000 médicos y 6.000 pediatras) que hay en España porque son «la primera referencia» del sistema sanitario.

Montserrat ha querido agradecer su trabajo desde el ámbito sanitario, pero también desde la perspectiva social por su actividad frente a la violencia de género e infantil y a las adicciones, especialmente a las del alcohol en menores.

Por eso, ha dicho que es una prioridad el «cuidarles» y buscar soluciones a sus necesidades, plasmadas en el decálogo de objetivos del Foro de Médicos de Atención Primaria, que ha celebrado el acto de hoy.

El primero de ellos es que la Atención Primaria sea reconocida como lo que es, el eje del sistema sanitario, algo en lo que ha incidido el presidente de la Organización Médico Colegial (OMC), Serafín Romero, al igual que Francisco Miralles, secretario general de la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos.

Miralles cree que se debe dotar a la AP de un presupuesto adecuado (actualmente, su financiación representa un 14 % de la asistencia sanitaria y debería llegar -dice- al 20) porque su «deterioro es continuo» debido, entre otras cosas, a la «intolerable carga asistencial». El 53 % de los médicos de cabecera atiende a más de 40 pacientes al día.

Las comunidades que están peor en cuanto a número de médicos de familia por habitantes son Baleares (con 0,61 por 1.000 habitantes) y Madrid (con 0,68 médicos), y las que mejor son Castilla y León con 1,1 y Aragón con 0,88, según Salvador Trache, presidente de la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (semFYC).

Los médicos reclaman un médico de familia más por cada 10.000 habitantes.

Además, según Concepción Sánchez, de la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap), por primera vez hay plazas de pediatría vacantes, cuando hacen falta 240 residentes por año en los próximos ocho para que «no se extinga» esta especialidad.

Alejandro Iñarra, presidente de la Confederación Estatal de Estudiantes de Medicina (CEEM), ha pedido que la AP sea tratada en la Universidad como eje fundamental ya que «es el ámbito que nos permite más aprendizaje» y ver al paciente «como un todo»y no como «algo marginal». Y que pase a ser una asignatura obligatoria en todos los grados.

El presidente de la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (Semergen), José Luis Llisterri, ha pedido mayor inversión porque los recortes repercuten «directamente a los paciente».

Fuente: Agencias/ Redacción Médica

También podría gustarte

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More