26J: Nuestra apuesta es por la lucha, como en Francia

Publicidad

Por Corriente Roja

Por el Pan, el Trabajo y el Techo

La campaña electoral transcurre en medio de slogans vacíos, mientras la desigualdad social sigue aumentando. El 22,1% de la población vive con menos de 8.000 euros al año. El sueldo medio de 11 millones no llega a 700 €. El salario medio es inferior al de hace 22 años. Más de nueve millones de pensionistas cobran entre 600 y 650 €. Los contratos precarios y a tiempo parcial son generalizados y el desempleo masivo (más de 4 millones de personas), es algo crónico.

Muchos jóvenes emigran y se cierran las puertas de la universidad a los hijos de clase trabajadora, que no pueden costear unas tasas y matrículas de las más elevadas de Europa. Los servicios públicos siguen bajo mínimos y continúan cerrándose fábricas impunemente, con EREs y ERTEs. Esta es la realidad social de la gran mayoría. En cambio, para los más ricos, entre 2011 y 2014, el patrimonio se ha incrementado en 300.000 millones.

La UE y la Troika dictan el programa del próximo gobierno

Mientras prosigue la parafernalia electoral, Bruselas ya ha dejado claro que, no importa cuál sea la votación, ellos ya han decidido el programa del próximo gobierno.

La UE exige “profundizar en las reformas” que bajen los salarios, precaricen el empleo y nuevos recortes de miles de millones de euros que van a afectar a la sanidad, la educación y a la atención social. Ha anunciado también que fiscalizará los recortes trimestre a trimestre, como a un país sometido.

No hay cambio posible si el gobierno es vasallo de Bruselas y del Ibex 35

Si no se planta cara y se desobedece a la UE y la Troika, las promesas serán papel mojado. No sólo no habrá mejoras, sino que habrá una nueva oleada de recortes y reformas. Plantar cara significa poner como prioridad absoluta el pan, el trabajo y el techo, porque la economía no puede estar al servicio de banqueros y especuladores.

POR UN PLAN DE RESCATE DE LOS TRABAJADORES Y EL PUEBLO

Plantar cara a la UE y poner por encima de todo pan, trabajo y techo exige, entre otras medidas:

  • 1.– Plan de choque contra el desempleo
    – Derogación de las reformas laborales del PP y del PSOE
    – Reposición de todos los puestos de trabajo perdidos en Sanidad y educación
    – Nacionalización de la Banca y las industrias claves
    – Reducción de la jornada laboral a 35 horas, sin reducir el salario
    – Jubilación a los 60 años, con contratos de relevo
  • 2.– Decretar una moratoria en el pago de la deuda e iniciar una auditoría pública. No se puede pagar un euro a los bancos mientras las necesidades básicas de la población no estén atendidas y no sepamos de quién es la deuda y cómo fue contraída. Ahora, sólo en intereses, se pagan 35 mil millones anuales.
  • 3.– En defensa de los salarios, recuperar el poder adquisitivo y subir el salario mínimo a 1000 euros
  • 4.– Prohibición de los desahucios de primera vivienda así como cortes de agua y luz.
  • 5.– Defender los derechos democráticos básicos, derogación de la Ley Mordaza; nueva ley electoral, garantizar un referéndum de autodeterminación en Cataluña; libertad de todos los presos por luchar.

26J: Nuestra apuesta es por la lucha, como en Francia

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More