(VÍDEO) Baltasar Garzón reconoce “los excesos” de la tortura policial… ¿Qué quiere ahora el ex magistrado?

Por Aday Quesada en Canarias semanal

Hace apenas unas horas, en el transcurso del pasado domingo, el ex juez Baltazar Garzón reconocía en el programa “Otra vuelta de tuerka”, que dirige y presenta el también mediático líder de Podemos, Pablo Iglesias, que hubo “excesos en la lucha contra el terrorismo”. Según contó el ex juez en el  programa de Iglesias,   “el […]

Hace apenas unas horas, en el transcurso del pasado domingo, el ex juez Baltazar Garzón reconocía en el programa “Otra vuelta de tuerka”, que dirige y presenta el también mediático líder de Podemos, Pablo Iglesias, que hubo “excesos en la lucha contra el terrorismo”. Según contó el ex juez en el  programa de Iglesias,   “el sistema que estaba diseñado para funcionar bien, no funcionó”.

“A buenas horas, mangas verdes”, que dirían  los españoles  del siglo XIX de aquellas  autoridades que  acudían con retraso al cumplimiento de su cometido.

Y es que el asunto no deja de tener bemoles. Hace tan sólo un par de años el ex juez Garzón dirigía un e-mail a Canarias Semanal acusándo a este digital  de mantener contra su persona “una parcialidad nada disimulada”. Los hechos han demostrado, en cambio, que quien ha hecho una especialidad con el juego  con las medias verdades es el propio Baltazar Garzón.

En realidad lo que le molestaba al ex juez de  este digital era que no omitiera  la publicación de numerosos artículos que no sólo denunciaban  lo que él mismo ahora reconoce a medias, sino tambien que lo señalaran acusadoramente a él como una de las piezas imprescindibles en la represión desencadenada contra el conjunto del nacionalismo abertzale y catalanista.

 UN HOMBRE DE AMBICIONES DESMEDIDAS      

Garzón se ha caracterizado a lo largo de su biografía personal y profesional como un hombre de ambiciones realmente desmedidas. En esa línea, no ha dudado un instante durante los últimos 30 años en realizar constantes“reciclajes” y “liftins”  de su imagen pública, de tal manera que estas“renovaciones”  le facilitaran su ascenso en las instituciones públicas. Coqueteó primero con Felipe González para que este lo nombrara ministro de Justicia. Mas adelante, frustradas sus esperanzas con los social liberales, trató de hacerse valer en los foros  internacionales  con vistas a engrasar su promoción entre los sectores del reformismo autóctono.

Frustradas esas bazas, ahora parece haber reorientado de nuevo el rumbo de sus contactos.  Sus últimas declaraciones ante el pantocrator del cambio dentro del sistema, no son más que “una puesta al día” con la que trata chupar  popularidad, primero, y ascensos después. Como siempre, el ilustre ex magistrado sabe escoger no sólo el lugar, sino también a los personajes  que lo acompañan en sus cabalgaduras.

No obstante, pese a que las circunstancias políticas en este país han sido – y son todavía – propicias para los juegos malabares del ex juez, la verdad ha ido colándose poco a poco a través las finas fisuras que hoy permite la comunicación. Aunque el apoyo que todavía recibe  en determinados ámbitos   residuales  de laprogresía reformista se mantiene, Garzón no es ya otra cosa que una herramienta averiada, que no sin dificultades podrá volver a ser utilizada con fines electorales o de representación politica.

Adjuntamos a pie de página, algunos enlaces que le servirán al lector no ilustrado sobre el personaje, para  ponerse al día acerca de la insólita biografía de un magistrado corroido por una irreprimible ambición nunca satisfecha.


VÍDEO: “RECONOCIMIENTO” DE GARZÓN

http://canarias-semanal.org/not/16411/baltasar-garzon-reconoce-los-excesos-de-la-tortura-policial-que-quiere-ahora-el-ex-magistrado-video-/
-->
COLABORA CON KAOS