Los militantes votarán este fin de semana la posición de la CUP sobre el 21-D entre cuatro opciones 

Por Kaos. Països Catalans

Unos 4.000 militantes podrán votar entre 4 opciones: Una lista ‘cívica unitaria’, no concurrir a las elecciones, integrarse en un frente de izquierdas o presentar lista propia.

Horas decisivas para saber de qué forma el independentismo afrontará las elecciones impuestas por Madrid el 21 de diciembre, de momento, con presos políticos y con una parte del Gobierno en Bélgica. ERC celebra un consejo nacional extraordinario este fin de semana, en que tiene que proclamar sus candidatos, y el PDeCAT ha aplazado hasta el próximo miércoles su consejo nacional, con el objetivo de alargar unos días la posibilidad de un acuerdo con otras fuerzas políticas. Paralelamente, el presidente de la Generalitat, ha asegurado en una entrevista exclusiva con la ACN que está dispuesto a encabezar la lista unitaria cívica a través de una agrupación de electores que se ha propuesto: “Todo el mundo tiene el deber moral de contribuir”. Y finalmente, la CUP, que espera la decisión que puedan tomar sus casi 4.000 militantes sobre los 4 escenarios posibles que la dirección del partido ha dibujado para unas elecciones que ha reiterado que no son legítimas.

El secretariado nacional y el grupo parlamentario han elaborado una ponencia que han podido revisar las asambleas territoriales, en la cual se expone la situación política que ha vivido Cataluña los últimos meses, así como los acontecimientos que han conducido a la situación de tener unas elecciones convocadas por Madrid, a tener secuestradas las instituciones catalanas y a tener presos políticos. “De este análisis salen 4 escenarios posibles, que las asambleas territoriales ya han validado y que se someterán a votación de la militancia”, explican fuentes de la CUP.

¿Qué votarán los militantes de la CUP?

1.- No concurrir a las elecciones del 21-D por considerarse una convocatoria ilegítima y de carácter autonómico. Este escenario sería el más negativo para el objetivo del independentismo de convertir estas elecciones en un plebiscito, porque no queda claro que los más de 300.000 votos que consiguió la CUP el 27-S fueran al resto de fuerzas independentistas, hecho que haría tambalear claramente la mayoría absoluta al Parlamento.

2. No presentarse a las elecciones, pero apoyar a una lista ciudadana. En este caso, fuentes de la CUP explican que si esta fuera encabezada por el presidente Puigdemont, no sería su partido quien pusiera impedimento, pero necesariamente tendría que tener un amplio abanico de personas que representaran a la calle y no los despachos políticos. En este caso, el exdiputado cupaire David Fernàndez podría formar parte, a pesar de que no se ha tomado todavía ninguna decisión en firme.

3.-Construir una “lista de izquierdas”. Este acuerdo sería “fundamentalmente con ERC”, y también podría incluir a “Albano Dante Fachin y alguna otra formación de izquierdas”. Esta es, de hecho, la opción con la cual la CUP se podría sentir más cómoda. En este paquete podrían sumarse otras fuerzas de izquierda minoritarias. Los republicanos estarían abiertos a ampliar sus listas por la izquierda, e incluso, intentar sumar a alguien en torno a los Comunes que apueste por el proceso constituyente. Si se elige esta opción, también estarían MES, que reúne a exsocialistes, y Demócratas, nacida de una escisión de Unión.

4.- Presentarse con una lista de la CUP-CC. Seria la opción continuista, porque es el formato con el cual los cupaires se han presentado a las elecciones al Parlamento del 2012 (entonces el nombre fue CUP-Alternativa de Izquierdas).

 

Fuente: El Món

Escribe un comentario

XHTML: Puedes usar los siguientes tags html: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

COLABORA CON KAOS