El Gobierno veta en el Congreso la propuesta para subir las pensiones con el IPC

Por Kaos. Laboral y Economía

La proposición de ley de Unidos Podemos proponía, además de la subida de las pensiones con el IPC, la derogación de la ley que se introdujo en 2013 y cuya aplicación ha implicado que la revalorización de las pensiones -un 0,25% este año- sea menor que la inflación, lo que “disminuye el poder adquisitivo de los pensionistas”.

La Mesa del Congreso ha avalado este martes el veto del Gobierno a la tramitación parlamentaria de la proposición de ley de Unidos Podemos. La proposición de ley de Unidos Podemos proponía, además de la subida de las pensiones con el IPC, la derogación de la ley que se introdujo en 2013 y cuya aplicación ha implicado que la revalorización de las pensiones -un 0,25% este año- sea menor que la inflación, lo que “disminuye el poder adquisitivo de los pensionistas”. De este modo, proponía además que aquellos pensionistas afectados por la entrada en vigor de dicha modificación de ley de 2013 reciban una paga única, que “cubra la diferencia entre la pensión recibida y la que le hubiera correspondido” de aplicarse la revalorización del IPC de 2016 y 2017, unos años en los que la inflación fue superior a la revalorización de las pensiones.

El Gobierno, en el veto, estima un incremento del déficit publico en el periodo 2020-2025 por la supresión del Factor de Sostenibilidad y la aplicación del Índice de Revalorización de las Pensiones. El veto -añade el Gobierno- tiene por objeto “evitar que las Cortes Generales invadan la competencia exclusiva del Gobierno para la iniciativa legislativa presupuestaria”.

La decisión de la Mesa se produce apenas 24 horas antes de que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, comparezca en un pleno monográfico de la Cámara Baja para informar de sus planes para garantizar la sostenibilidad del sistema público de pensiones.

La Constitución otorga al Ejecutivo la prerrogativa de oponerse a la tramitación de aquellas iniciativas que suponen, a su juicio, una disminución de los ingresos o un aumento de los gastos presupuestarios.

En el caso de la proposición de revalorización de las pensiones, el Ejecutivo considera que la aprobación de esta iniciativa generaría un aumento del gasto cuantificable en 2.175,28 millones de euros en 2018 por la paga adicional correspondiente a la variación del IPC en 2016 y 2017.

Adicionalmente, estima un incremento del déficit publico en el periodo 2020-2025 por la supresión del Factor de Sostenibilidad y la aplicación del Índice de Revalorización de las Pensiones.

 

Fuente: Agencias

 

 

 

 

 

Para que podamos seguir informando colabora con el crowdfunding de Kaosenlared

-->
COLABORA CON KAOS