Publicado en: 21 febrero, 2018

Argentina. “Nos persiguen por ser militantes de Derechos Humanos”

Por casapueblos

 “No tenemos nada que ver con la RAM (Resistencia Ancestral Mapuche) ni somos terroristas, la Policía y la Justicia nos están persiguiendo por ser militantes de distintas causas de Derechos Humanos”, dijo Fermín Martínez,

una de las personas que, junto a su compañera Nadia París, están bajo la lupa de la Justicia neuquina. Martínez es operador de una radio alternativa (Zona Libre Radio) y también integra la organización de Familiares y Amigos de Luciano Arruga y los grupos que piden la liberación del lonco de Pu Lof en Resistencia Cushamen, Facundo Jones Huala.
Dijo que a través de una pericia judicial ordenada por el fiscal José Gerez (y la fiscal Paula González), lo señalan como el supuesto autor de los carteles RAM que aparecieron luego de conocerse los hechos del incendio en Kumenia.
“Nos allanaron la casa y sacaron libros, estoy aprendiendo mapudungun (idioma mapuche), me sacaron un cuaderno y lo comparan con los carteles que aparecieron. Yo no tengo nada que ver, no hice ningún cartel”, expresó Martínez.
Por su parte, Nadia París dijo que ella aparece en el informe de la RAM que elaboró el Ministerio de Seguridad de la Nación, que conduce Patricia Bullrich, “por el solo hecho de que encontraron un papel con mi nombre en un allanamiento (el 14 de septiembre pasado) en Cushamen”.
Fue en el contexto de la desaparición de Santiago Maldonado. A la werken de esa comunidad, Soraya Maicoño, le sacaron un papel con anotaciones donde aparecían las palabras “Nadia París” y “presos políticos”.
“Fue horrible porque nosotros hicimos visible el apoyo a la libertad de Jones Huala, pero después de eso nos intervinieron los celulares, como aparece en el expediente, esto es una clara persecución a lo que hacemos”, sostuvo París.
Los jóvenes indicaron que pedirán un perito de parte (que les cuesta unos 40 mil pesos) para contrarrestar el resultado de la pericia oficial (hubo dos informes), ya que consideran que fue manipulada. Mientras tanto, las causas sobre Jones Huala avanzan en Chile y piden su extradición.
“Es absurdo porque todas las acciones de comunicación que hacemos públicas las consideran terrorismo. Sólo veníamos pidiendo la libertad de Jones Huala”, dijo Nadia París, militante de Derechos Humanos
“Soy operador de radio y apoyo la causa mapuche como otras causas sociales. Nos empezaron a investigar, a amedrentar y hasta nos pincharon los teléfonos”, dijo Fermín Martínez, militante de Derechos Humanos  (Imneuquen.com)
-->
COLABORA CON KAOS